Bale y su traición más inesperada | EFE

Gareth Bale entra en una operación a tres bandas que trae un galáctico inesperado al Real Madrid

stop

El galés se acerca a la salida

16 de octubre de 2017 (20:13 CET)

En el punto de mira. Gareth Bale siempre estuvo bajo los focos desde que llegó al Real Madrid en el 2013. El galés fue un fichaje expreso de Florentino Pérez.

Cristiano Ronaldo, el líder indiscutible del equipo, ya había fichado por el Madrid cuando el presidente asumió el cargo en su segunda etapa, y es que CR7 fue un fichaje de Ramón Calderón.

Por eso el mandatario contrató a Bale. Quería que el crack del equipo fuera un fichaje suyo y quería que el británico se convirtiera en el relevo generacional de Ronaldo.

Pero el rendimiento inmejorable de Cristiano, sumado a las lesiones que no dejan vivir a Bale, han hecho que los deseos de Florentino no llegaran a cumplirse.

De hecho, muchos esperaban que, después de haberse pasado más de la mitad del pasado curso entre algodones y con la sanción de cuatro partidos a Cristiano después de la ida de la Supercopa de España, este fuera el año en el que el galés daría un paso adelante. Pero nada más lejos de la realidad.

El peor inicio

El delantero ha sido un alma en pena cuando ha estado sobre el terreno de juego hasta que, de nuevo, cayó lesionado. El asunto ha terminado con la paciencia de los responsables, que no esperarán a tomar medidas.

Por este motivo desde la T4 del Santiago Bernabéu hace semanas que trabajan en la búsqueda de un equipo que pueda asumir su fichaje y donde Bale pueda recuperar sensaciones, así como peinan el mercado al acecho de un delantero de primera línea que ocupe la futura ausencia del de Cardiff.

El Madrid, por su parte, baraja la opción de un intercambio con el Tottenham entre Bale y Harry Kane. El galés volvería así a la que fue su casa, donde le recibirían con los brazos abiertos, mientras Florentino se haría con los servicios de uno de sus deseados, tal y como se hacía eco Diario Gol este lunes.

A tres bandas

Sin embargo, desde El Gol Digital meten al Manchester United por el medio y hablan de un triple cambio de cromos con los red devils de por medio.

En las últimas horas han cobrado mucha fuerza ciertos rumores acerca del interés del Manchester United por Harry Kane, del Tottenham, por el que están dispuestos a ofrecer hasta 190 millones de euros.

Por su parte, El Gol Digital apunta que si se produjera la operación, el Real Madrid iría a por Romelu Lukaku, al que en el United darían salida en caso de hacerse con los servicios de Kane.

El movimiento dejaría al Madrid sin su pretendido, pero cambiarían de objetivo para centrarse en Lukaku, que pasaría a ocupar el lugar de Bale, mientras el galés regresaría a la que fue su casa para ocupar el sitio de Harry