Sergio Ramos | EFE

Florentino Pérez lo quiere (y en enero). Sergio Ramos no lo puede ni ver. Y Marco Asensio no lo traga

stop

El fichaje del presidente que pone patas arriba Valdebebas

11 de octubre de 2018 (18:55 CET)

Está decidido. El Real Madrid va a ir a por un delantero centro en este próximo mercado de fichajes de invierno. La delantera actual de Julen Lopetegui no acaba de arrancar y nada hace pensar que vaya a hacerlo de aquí a lo que queda de año.

Y es que Karim Benzema está volviendo a dejar ver su peor versión. El francés, en teoría el encargado de meter los goles del conjunto blanco, lleva ni más ni menos que seis partidos seguidos sin ver puerta.

Sus ‘colegas’ en la delantera tampoco es que esté cubriendo precisamente el mal momento del galo. Gareth Bale arrancó muy bien el año, pero entre las continuas y polémicas molestias y su falta de puntería, no estaña siendo lo determinante que debería.

Por su parte Marco Asensio, que nunca ha destacado por ser un goleador nato, crea y elabora muchas jugadas, pero no finaliza. Mariano le pone ganas pero, al margen de su espectacular debut, poco más se ha visto del catalán. ¿Y Vinicius? Vinicius sigue sin contar para Julen. Por algo será.

Julen Lopetegui| EFE

El galáctico soñado de Florentino Pérez

Pro el presidente va a ponerle solución al drama cuanto antes. Lo cierto es que nadie niega en el Bernabéu que la opción preferida por Florentino es la de hacerse con los servicios de Harry Kane.

El del Tottenham es uno de los mejores delanteros del planeta y su llegada daría un impulso brutal a la plantilla de Lopetegui.

Pero el problema es que, al margen de las dificultades que suelen tener fichajes de tanta envergadura en el mercado invernal, el Londres han dejado muy claro que Kane no se moverá de la capital a menos que llegue alguien con un cheque de, como mínimo, 200 millones de euros. De ahí que el Madrid se esté planteando opciones más asequibles y sencillas.

Harry Kane | EFE

Mauro Icardi, luces y sombras

Y una de ellas es la de Mauro Icardi. El delantero del Inter de Milán sería bastante más barato (Pérez está convencido que por 80 millones puede llevárselo al Inter) y mucho más fácil de fichar.

Entre otras cosas porque, en el caso de que el Madrid se lance de una manera definitiva a por él, el argentino forzará y mucho la máquina para que los italianos le dejen ir. Y lo harán si la oferta es buena. El problema es que su fichaje tendría muchas luces, pero también muchas sombras.

Sergio Ramos no lo puede ni ver

Y es que no ha sido otro que el capitán de los de Chamartín el que ha alzado la voz y ha vetado la llegada de Icardi. Y no es la primera vez. Ya el pasado año, tanto en invierno como en verano, Sergio Ramos le dejó muy claro a Florentino que Mauro no sería bienvenido en Valdebebas.

Mauro Icardi  | EFE

Una opinión que no ha variado. El central, que sabe que el del Inter no es precisamente un tipo fácil, no quiere ni oír hablar de un jugador con un carácter tan complicado y explosivo como es el del ‘9’ interista.

El andaluz sabe que la situación actual en el vestuario blanco es muy delicada, y la llegada de Icardi no haría otra cosa que echar más leña a un fuego que ya está quemando mucho.

Con una vida muy ajetreada fuera de los terrenos de juego y con una representante (y esposa) tan explosiva como es Wanda Nara, Mauro llegaría para arrasar. Y Ramos ya le he hecho saber a Florentino que ni de broma.

Marco Asensio no lo traga

Quien también se ha ‘mojado’ en este tema ha sido Marco Asensio. El delantero mallorquín, que sabe también que Icardi es un jugador de esos a los que les puede el pronto y con unas maneras a veces no precisamente muy amigables, no lo traga.

Es más, el balear es de los que avisa que el aterrizaje del goleador en Valdebebas podría ser una solución que derivaría en un problema. De hecho, la frase de “sería otro Arturo Vidal” ya se ha escuchado por el entorno del vestuario.

En el Real ya tienen suficiente con su actual crisis como para meter a un jugador que no es que se muerda precisamente la lengua dentro y fuera del vestuario.

Las opciones asequibles de Florentino

Por suerte para los dos cracks, Icardi no es la única opción. Si bien es, al margen de Kane, la que más ilusiona a Florentino, y el del Inter, el presidente tiene dos opciones más encima de la mesa.

Por un lado, Timo Werner. El del Leipzig lleva un cierto tiempo en la agenda. Tiene gol, mucho presente y, sobretodo, mucho futuro. Tanto es así que no son pocos los que auguran que en breve dará el salto a un grande.

Y el Madrid lo tiene muy controlado. Sabe que por una cifra cercana a 60 millones el alemán llegaría al Bernabéu para seguir demostrando que tiene potencial para ser uno de los mejores del planeta.

Por otro lado, el crack que está dejando a toda la Liga sin palabras: André Silva. El luso del Milan cedido en el Sevilla se han convertido en toda una revelación, y en el Bernabéu ya le siguen el ojo.

Los andaluces podrían ejecutar la opción de compra de 38 millones de euros, por lo que Pérez debería pagar un poco más para llevárselo. Dos opciones que, como han dejado claro ramos y Asensio, son infinitamente mucho mejor recibidas que la de Icardi, al que no quieren ver ni en pintura.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad