Florentino Pérez | EFE

¡Florentino Pérez lo hace! Intocable de Jürgen Klopp. ¡120 millones y al Real Madrid!

stop

El presidente blanco va a por una estrella del Liverpool

17 de noviembre de 2019 (11:55 CET)

Florentino Pérez parece tener muy claro que hay ciertas posiciones en el Real Madrid que necesitan la entrada de un galáctico cuanto antes. Es cierto que en los últimos tiempos el presidente blanco ha dejado atrás la política de los galácticos (al menos en cuanto a ir a por ellos con cheques estratosféricos) a no ser que se presenten como buenas oportunidades de mercado como han sido los recientes casos de Courtois o Hazard.

También lo es que ha apostado por fichajes de menor envergadura en busca de jóvenes talentos (Vinícius, Rodrygo, Militao, Mendy, Jovic…) que acaben de explotar en el Bernabéu.

Sin embargo, hay un nombre que el presidente ha puesto encima de la mesa que rompe con estos esquemas de los últimos años. Un bombazo que ha dejado a más de uno con la boca abierta en el feudo blanco. Y es que ese no es otro que un intocable de Jürgen Klopp: Virgil Van Dijk.

Virgil van Dijk | EFE

Florentino Pérez quiere a Van Dijk

Sí, el Madrid tiene al poderoso central holandés en su agenda. Entre otras cosas porque, tanto la secretaría técnica como la directiva, saben muy bien que al Real le falta un muro detrás.

Y qué mejor manera de fichar a un buen central que fichando al mejor central del mundo en estos momentos. Van Dijk, de hecho, compite con Leo Messi y con Cristiano Ronaldo por ver quién de los tres se llevará el próximo Balón de Oro.

Tras una pasada temporada en la que el Liverpool de Klopp se hizo con la Champions League con el defensa como una de sus figuras clave, el reconocimiento al buen hacer del holandés es unánime. Su poderío físico, su colocación, su altura y su veteranía en equipos importantes (tiene 28 años, la edad perfecta para muchos cracks) lo convierten en el central más deseado del momento.

La oferta que preparan en el Real Madrid

El problema para Florentino y los suyos es que no va a ser nada fácil que Klopp deje escapar a su referencia en la defensa. De hecho, si algo ha caracterizado al Liverpool desde hace ya unos años es que, a diferencia de épocas anteriores, los ingleses no se caracterizan precisamente por ser un club vendedor. Y menos de sus estrellas.

Y ojo porque, cuando lo han hecho, ha sido por jugadores que consideraban fáciles de sustituir y a un precio desorbitado. Philippe Coutinho es el mejor ejemplo de ello. De ahí que en los despachos del Bernabéu ya se hable de cifras mayores.

La idea que tiene Pérez es la de poner 120 millones encima de la mesa como cantidad inicial para empezar a negociar. Puede parecer un precio muy alto para un jugador de 28 años, pero viendo cómo está el mercado, no son pocos los que ya apuntan que el técnico alemán del Liverpool no va ni a sentarse a hablar por esa cantidad. Otra cosa sería si el Real decidiera meter a algún crack en la operación. Isco, Asensio, Bale o incluso Modric podrían ser cartas con las que Florentino podría jugar el próximo verano.

Veremos. Lo cierto es que, con la afición rendida a sus pies, con contrato hasta 2023 y con un técnico que está a muerte con él, parece difícil que Van Dijk opte por abandonar Anfield.

Sergio Ramos está en el punto de mira

Un fichaje (o al menos la intención de poder ficharlo) que tiene una razón de ser: encontrar cuanto antes a un sustituto de primerísimo nivel para Sergio Ramos. No es ningún secreto que las relaciones entre el central español y el presidente blanco no pasan por su mejor momento.

Sergio Ramos | EFETampoco lo es que en la secretaría técnica buscan un central top. La operación Militao (ojo, costó 50 millones de euros) no ha salido como esperaban en el Bernabéu y, por mucho que más de uno asegure que tiene mucho futuro por delante, lo que necesita ahora el Madrid es presente.

Raphael Varane no parece que vaya a evolucionar mucho más y cada vez son más los que apuntan que Sergio Ramos está bajando su rendimiento año tras año. Si fuera por Florentino, si hubiese llegado una oferta buena para el club y no solo para el jugador como sí que ocurrió este verano, el capitán ya estaría fuera, y con su marcha también se abriría un buen hueco en cuanto a masa salarial dirigida al nuevo galáctico en la defensa.

Una operación, la de hacerse con Van Dijk, que no es precisamente fácil. Pero no es imposible. Y menos tratándose de Florentino Pérez.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad