Florentino Pérez fulmina a un jugador del Barça en Villarreal

stop

Las calabazas más dulces para el Real Madrid

Florentino Pérez interviene en uno de los fichajes del Barça | EFE

09 de enero de 2017 (13:24 CET)

¡Menos mal! El empate del pasado domingo del FC Barcelona ante el Villarreal ha dejado varias lecturas y reacciones. Mientras que en el club azulgrana señalan con fuerza el mal arbitraje y hacen autocrítica a nivel interno, el máximo rival también opina.

En este caso, las palabras llegan de la mano de Florentino Pérez. El presidente del Real Madrid no pierde pista de los pasos que da su principal enemigo.

Tras el pinchazo del Barça en El Madrigal, el cuadro blanco ha conseguido situarse a cinco puntos de ventaja con un partido menos jugado.

Esta noticia positiva para los merengues no ha dejado a nadie indiferente. Y es que el mandamás merengue ha celebrado otro fiasco más allá del empate culé. 

Neymar no despierta

Se trata del mal partido que disputó, una vez más, Neymar Júnior. Las estadísticas hablan por sí solas. El brasileño acumulo otro duelo sin ver la portería, por lo que ya son 991 los minutos que lleva sin marcar.

Esta sequía goleadora ha venido de la mano de jugadas poco acertadas y un papel más que dudoso. Tan es así que ante el Villarreal, 'Ney' acumuló 30 pérdidas de balón y 15 pases malos.

Los números retratan el mal momento por el que atraviesa el brasileño. De hecho, la alarma ya persigue al jugador en la caseta azulgrana. Ahora bien, por su parte, el máximo dirigente madridista respira tranquilo.

Las calabazas más dulces para Florentino Pérez

Florentino pujó una millonada por el crack barcelonista el pasado verano. La renovación de Neymar estuvo en duda durante varias semanas; el Madrid metió la zarpa, por lo que el Barça tuvo que darle el oro.

Ahora, el bajo rendimiento que está demostrando el atacante sudamericano sobre el verde es tomado como un guiño por el presidente blanco.

Tan es así que una fuente interna del club merengue desvela la tranquilidad que envuelve al mandamás merengue al ver los últimos partidos de Neymar. Hubiese llegado por una millonada, por lo que fue un chasco que a la larga les sonríe.