Florentino Pérez y Zinedine Zidane  | EFE

“Fíchame en enero”. Y se lo dice a Florentino Pérez: el galáctico para Zidane

stop

El presidente del Real Madrid tiene un crack mundial a tiro

30 de septiembre de 2019 (18:55 CET)

Tras un verano en el que el Real Madrid se ha quedado a medias en la esperada revolución en la plantilla, este mercado de invierno se presentará como una excelente oportunidad para Florentino Pérez y Zidane.

Entre otras cosas porque el club blanco tendrá entonces a un galáctico a tiro de piedra, un jugador por el cual se estuvo negociando en verano y que podría ser uno de los mejores regalos navideños de Florentino a su técnico: Christian Eriksen.

Eriksen, un galáctico a precio de saldo

Y es que el danés acaba contrato el próximo mes de junio y ya le ha dejado muy claro a Daniel Levy, propietario del Tottenham, y a Mauricio Pochettino, técnico de los spurs, que su idea es hacer las maletas.

Christian Eriksen | EFE

Cuentan que Erisken considera que es ahora o nunca el momento de dar el salto a un club grande. Cree que va a ser muy difícil llegar ahora más lejos de lo que lo hizo el año pasado con los ingleses, que perdieron la final de la Champions League ante el Liverpool, de ahí que busque una salida.

Una salida que, de hecho, estuvo a punto de producirse en los últimos días del pasado mercado de fichajes. El United apretó muy fuerte por el danés y, con la oferta delante, Christian prefirió esperar hasta el último momento si llegaba la esperada llamada del Real.

Una llamada que finalmente no se produjo. Pero ojo porque eso no implica que el centrocampista siga estando en el punto de mira de los blancos. Es más, Florentino sabe que tiene ahora el tiempo a su favor. Y es que puede hacerse con un galáctico, con uno de los mejores creadores de juego del momento a un precio de saldo.

La operación Eriksen

Por mucho que Daniel Levy tenga la fama de ser un duro negociador, por primea vez en mucho tiempo no tiene precisamente la sartén por el mango. Todo lo contrario. Tiene, de hecho, dos opciones: o bien vende en enero a Eriksen por una cifra muy baja o bien se espera hasta junio para verlo partir sin dejar ni un euro en las arcas del Tottenham.

En el real lo saben y Pérez estaría dispuesto a pagar ahora para que llegara en Navidad. Entre otras cosas porque su fichaje rondaría los 30-35 millones de euros. Una cantidad muy baja teniendo en cuenta la calidad que ha mostrado el danés.

Y ojo porque lo mejor de todo para el Real es que es el propio jugador el que estaría más que encantado de llegar al Bernabéu en apenas tres meses. “Fíchame en enero” es una de las frases que se ha escuchado en los últimos días en el entorno de Eriksen.

Zinedine Zidane | EFE

El danés es consciente de la oportunidad que implicaría para él aterrizar en un club como el Real que, por mucho que los de Zidane no estén en su mejor momento, se presupone que llegará al final de temporada con mayor posibilidad de ganar títulos que el Tottenham.

La operación Eriksen está encima de la mesa como una posibilidad real. Falta ahora saber hasta qué punto Zidane está dispuesto a ir a por él o no. Cuentan que el míster francés vería con muy buenos ojos su llegada siempre y cuando eso no implicara el olvido entonces de la posibilidad de ir a por Pogba.

Zidane da el ok con condiciones

Y es que Es precisamente el centro del campo la zona que más quería reforzar este ver no el entrenador. Pogba y Eriksen estuvieron encima de la mesa hasta el último día. No es ningún secreto que Zizou quiso a Pogba desde el primer día del verano. Florentino preguntó por él, pero el alto precio que fijaron desde Old Trafford obligó al Madrid a retirarse.

Pogba Eriksen

Ante eso Zidane seguía prefiriendo esperar a ver qué acababa ocurriendo con Pogba hasta el último día antes que firmar a Eriksen, el ‘plan b’. Una postura que ahora ha variado. Ahora Zizou ha dado ya el ‘ok’ a una posible llegada de Christian en enero siempre y cuando Florentino le asegure que la operación Pogba sigue estando encima de la mesa.

Zidane sabe que necesitas caras nuevas en su centro del campo. Por mucho que James e Isco sea hipotéticos relevos para Modric, Zizou considera que es fundamental incorporar a jugadores con más recorrido que los dos mediapuntas. Y ahí encajan muy bien tanto Eriksen como Pogba. El primero está cada vez más cerca, el segundo es más complicado.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad