El Whatsapp que desató la rajada de James Rodríguez en el Mundial de Clubes

stop

El valor del futbolista colombiano del Real Madrid se devalúa día tras día para frustración de Florentino Pérez

James Rodríguez espera una oportunidad de Zidane | EFE

19 de diciembre de 2016 (10:29 CET)

James Rodríguez, el último fichaje galáctico de Florentino Pérez, estropeó la fiesta del Real Madrid en Japón.

El futbolista colombiano, frustrado por no disputar un minuto en la final de Yokohama, compareció ante los medios de comunicación para decir que estaba decepcionado y que se planteaba su salida del Real Madrid en el mercado de invierno.

Las palabras de James sentaron muy mal a la plantilla, a Zidane y a Florentino Pérez. Todos recalcaron que habían sido "inoportunas".

La rajada de James no fue casual ni fruto de un calentón. El centrocampista internacional expresó su malestar tras recibir un whatsapp de su representante, Jorge Mendes.

El agente portugués le recomendó que no se callara su frustración y se pusiera en el mercado. Con sus palabras, su valor de mercado todavía se ha devaluado un poco más para frustración de Florentino Pérez.

La oferta del United

El presidente del Real Madrid pagó 80 millones de euros por James en 2014. Ahora, su cotización ha caído en picado y el Manchester United sólo ofrece 40 millones por él.

James estalló porque se siente maltratado por Zidane. Es el sexto centrocampista del equipo, por detrás de Casemiro, Kroos, Modric, Kovacic e Isco.

El pasado verano, James ya se planteó su salida del Real Madrid. El panorama que le expuso Zidane no era nada atractivo pero Florentino Pérez frenó su venta.

El Madrid no quiere mover ficha porque sigue pendiente de si el TAS levanta finalmente la sanción que le impuso la FIFA.