Cristiano Ronaldo ya sabe el jugador que morirá este año según la ‘The Death List'  | EFE

El vídeo que destroza a Cristiano Ronaldo en el vestuario del Real Madrid (“Es una vergüenza”)

stop

El luso dio otra muestra de su egoísmo habitual

23 de octubre de 2017 (10:27 CET)

Felicidad. Los tres puntos logrados por el Real Madrid ante el Éibar deberían ser motivo de ello. Los de Zinedine Zidane lograron espantar los fantasmas que perseguían al conjunto blanco después de algunos malos resultados cosechados en el Santiago Bernabéu esta temporada.

El Real logró así olvidar los empates ante el Valencia, el Levante y el Tottenham y la derrota ante el Real Betis y empezar a pensar en la remontada en la competición de la regularidad.

Sin embargo, no todo fueron sonrisas al término del partido. Los jugadores son conscientes de que están muy lejos de su mejor juego y que necesitan mejorar en los próximos partidos si no quieren volver a tener un susto que les descuelgue de alguna de las competiciones que hay en juego antes de tiempo.

Frustrado

Y para mosqueo el de Cristiano Ronaldo. Un gol en cinco partidos. Ese es el balance de CR7 en LaLiga. El luso atraviesa una racha nefasta. De las peores desde que llegó al Madrid en el 2009.

“Lo de Cristiano es como siempre. Cuando no marca siempre preguntáis lo mismo. No estamos preocupados. Mejor que marque porque sabemos que para él es importante, pero lo más importante es que se creen ocasiones. Es el pichichi en la Champions y en la Liga va a volver. El próximo partido puede cambiar eso", señaló Zidane al término del choque a modo de defensa del luso.

Pero lo cierto es que sí hay preocupación. Y no por su sequía goleadora, sino por la actitud que muestra cuando las cosas no le salen como quiere.

Ira desatada

Este domingo, CR7 terminó el partido frustrado después de haber fallado ocasiones de todos los colores y no escondió su ira después del pitido final del colegiado. Cris celebró la victoria como una derrota, y es que cuando no marca no hay quien le tosa.

Así lo demuestra el vídeo recogido por GolT en el que se ven los aspavientos que dedicó el portugués a la grada mientras sus compañeros saludaban al rival y aplaudían a la afición.

 

Al atacante solo le importa su gol, su partido, y le da igual el equipo. Una actitud de la que empiezan a estar hartos cada vez más compañeros,  pesos pesados del equipo y aficionados del conjunto de Concha espina.

“Es una vergüenza”, comentaron muchos seguidores blancos en las redes sociales. Y es que muchos estuvieron poniendo en duda que mereciera el segundo The Best que este lunes se le otorgará al ‘7’ madridista.