Marco Asensio | EFE

El último lío con Marco Asensio que Florentino Pérez no sabe cómo tapar

stop

El balear se queda sin crédito en el Real Madrid

09 de diciembre de 2018 (10:08 CET)

No es un secreto que Isco Alarcón está en el punto de mira del Real Madrid. El andaluz se ha quedado sin aliados en el conjunto blanco y parece haber perdido completamente la titularidad. Los motivos son varios y en casi todos los estamentos del club tienen motivos para señalarlo.

Isco Alarcón, sentenciado

En la directiva no le perdonan que tonteara con el FC Barcelona para conseguir una renovación al alza. En el vestuario se conoce que muchos le consideran un jugador egoísta y “traidor”. Así lo afirmaba hace tiempo el periodista Juan Luis Galiacho en un artículo publicado en El Confidencial.

Y en el cuerpo técnico han dejado de considerarle un jugador titular. Empezando desde el pasotismo demostrado cuando se fue a celebrar el Halloween tras no ir convocado en el partido ante el Melilla, hasta su poca preocupación por estar con sobre peso. Y tampoco se puede decir que haya peleado por un puesto cuando ha tenido la oportunidad. Detalles que le han llevado a no ser titular en ninguno de ellos ocho partidos que lleva Santiago Solari al mando del equipo.

Resultado de imagen de isco halloween

Pero ojo, porque el de Arroyo de la Miel no es el único jugador que debía dar un paso adelante esta temporada pero ha perdido casi todos los galones.

Marco Asensio empieza a cavar su tumba

Este es Marco Asensio. El balear solo ha salido en el once titular en cuatro ocasiones, y solo completó el partido en una de ellas: contra el Melilla en la vuelta d ellos dieciseisavos de final de la Copa del Rey. Y si sigue por el camino que lleva, difícilmente recuperará la confianza del míster.

Se sabe en los pasillos del Santiago Bernabéu que Marco tiene una vida social muy activa. En más de una ocasión se le ha visto por los locales de moda por Madrid. Algo que no tendría importancia si rindiera en el campo y diera la cara, pero nada más lejos de la realidad.

Y tampoco las declaraciones que hizo el centrocampista apuntando que él “no tenía que tirar del carro”, no le ayudan. El poco compromiso y el pasotismo mostrado con esas palabras no han pasado desapercibidos en la capital.

Un asunto que es un problema serio para el Madrid, que ve como se desploma el caché de un jugador que apuntaba a lo más alto y que se ha quedado sin el crack con el que pretendían hacer olvidar a Cristiano Ronaldo.

Y atención, porque si algo ha demostrado Solari es que no se casa con nadie. Y si los jóvenes como Marcos Llorente, Dani Ceballos y Fede Valverde lo hacen mejor, no dudará en seguir dándoles la oportunidad.

El técnico argentino sabe que no será eterno en el cargo y que ha sido colocado donde está para parar el golpe. Sabe que si destino no dependerá de las decisiones que tome, y si se tiene que cargas a alguien, o hará sin pensarlo.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad