El jugador del Madrid que rechaza una cláusula 'anti-Barça'   

stop

La salida del crack cada día está más cerca

Parte de la plantilla del Real Madrid acude a la presentación de un acuerdo de patrocinio | EFE

12 de octubre de 2016 (17:48 CET)

Salidas sobre la mesa. El Real Madrid tiene a un jugador en el punto de mira para los principales compradores: Isco Alarcón. El joven malagueño ya estuvo en el escaparate durante el mercado de fichajes estival. La superpoblación de centrocampistas es considerable en la plantilla blanca, por lo que Zinedine Zidane tuvo que señalar a algún crack para ponerlo en la palestra. El galo no lo dudó, ya que el francés tiene a intocables en la medular. Isco y James Rodríguez fueron los escogidos para salir en verano. Sin embargo, las ofertas suculentas no llegaron para ninguno de los dos jugadores, por lo que ambos centrocampistas se quedaron.

Ahora, la situación del andaluz se ha complicado, ya que James ha conseguido resurgir y ganar adeptos en el vestuario blanco. Tanto Florentino Pérez, que pagó 80 millones por el futbolista colombiano en 2014, como muchos de los pesos pesados del cuadro blanco han presionado a Zizou para que le dé un voto de confianza al cafetero. Esto ha supuesto un empeoramiento en el papel de Isco, pues su rol es cada vez más residual. En este caso, el malagueño no quiere pasar sus mejores años futbolísticos en la recámara, por lo que busca salidas de cara a las próximas ventanas.

El futuro de Isco Alarcón en duda

El Tottenham y el Manchester City son los equipos que lideran la puja por el centrocampista español, aunque las puertas no se cierran para las otras 'novias'. Isco tiene asimilado que lo más seguro es que salga en los meses que vienen, por lo que no desea bloquear ninguna alternativa. Por ello, el futbolista intentará evitar firmar la cláusula 'anti-Barça'. Por el momento, no hay constancia de que ninguna de las dos partes esté interesada en dar un paso hacia adelante para que el centrocampista aterrice en el Camp Nou, pero Isco no sabe que le deparará el futuro. Por ello, no quiere bloquear ninguna puerta y, tal como le han pedido sus agentes, evitará firmar este requisito en su contrato. 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad