Llega el final de la BBC en el Real Madrid | EFE

El casting de Florentino Pérez para la delantera del Real Madrid viene con un tapado bomba

stop

La agenda de futuribles tiene una sorpresa

07 de octubre de 2017 (14:02 CET)

A la caza. Los responsables del Real Madrid ya han empezado a trabajar en el próximo mercado estival de fichajes. Los blancos no han hecho ninguna propuesta en firme y ni tan solo han levantado el teléfono, pero han empezado a anotar algunos nombres para reforzar la plantilla la próxima temporada.

El motivo de ponerse tan pronto manos a la obra ha sido las lesiones de Gareth Bale y de Karim Benzema. Dos bajas que han vuelto a privar a Zinedine Zidane de alinear a la BBC, y ya más de medio año sin ver al tridente blanco sobre el terreno de juego.

El asunto no sería más grave si Álvaro Morata siguiera en la plantilla blanca. Y al margen de Zidane y de alguno más, la mayoría echa de menos al canterano. Más aún viéndolo como en el Chelsea se ha inflado a marcar goles.

Peinando el mercado

Con todo, en la T4 del Santiago Bernabéu ya han señalado tres nombres en rojo para iniciar los contactos cuando llegue el momento, según apunta ElBernabeu.com.

Estos serían Harry Kane, del Tottenham, Timo Werner, del Red Bull Leipzig, y Kasper Dolberg, del Ajax.

El británico de 24 años suma 11 goles en nueve partidos y es el líder indiscutible de los Spurs. Además, está siendo la sensación en la Premier League, competición de la que es Pichichi.

Werner suma seis goles en nueve choques y ya figura en la agenda de varios grandes de Europa. Sin embargo, el problema sufrido en el oído durante el último partido de la Champions League han dejado el interés de los blancos por el futbolista en stand by.

Dolberg, por su parte, ha perdido enteros en la lucha por ser el nuevo delantero madridista. El año pasado fue una de las revelaciones del Ajax  y fue comparado con el mismísimo Zlatan Ibrahimovic. No obstante, este año está pasando muy desapercibido y deberá mejorar mucho su rendimiento si quiere ser uno de los firmes candidatos.

El tapado

Pero los rumores acerca de la posible llegada de estos jugadores tiene con la mosca tras la oreja al peso más pesado del Madrid, que se opone a la llegada de cualquier ‘9’. Y es que Cristiano Ronaldo quiere ser el próximo delantero centro del equipo de Zidane.

El luso es consciente de que el paso de los años le priva cada vez más de realizar ciertos esfuerzos físicos y que en cada partido que pasa depende más del gol. Por este motivo CR7 quiere ser el próximo ariete madridista. Es el camino que debe seguir el portugués si quiere seguir en lo más alto del panorama futbolístico y que su nombre siga copando la mayoría de portadas. El fichaje, señala Cristiano, ya está en casa.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad