Messi desmonta la fuga de Cristiano : “No va a la Juventus” | EFE

Cristiano Ronaldo desatado: “Que me lo diga a la cara” (o lío a 9 días del Real Madrid-Liverpool)

stop

El luso se mete en un follón a poco más de una semana de la final de la Champions League

17 de mayo de 2018 (11:16 CET)

Casi 40 millones de euros. Eso es lo que cobra anualmente Leo Messi en el FC Barcelona. Es la cantidad que percibe desde que esta temporada renovó con el conjunto catalán.

Una cifra muy por encima de la que gana el siempre competitivo Cristiano Ronaldo, que pretende embolsarse lo mismo que el argentino. El luso se considera mejor que el de Rosario y no concibe que Leo ingrese una suma superior a la suya.

Cristiano Ronaldo quiere estar a la altura de Leo Messi

Por eso hace semanas que mandó sus peticiones a Florentino Pérez y compañía. CR7 pidió al presidente un aumento que le ponga a la altura del crack argentino.

El delantero apela a sus actuaciones decisivas en las Champions League que ha ganado el club en  los últimos años y en la que está a punto de sumar esta temporada. La competición continental es la que hace grande a los clubes, y es en gran parte gracias a Cristiano que el Real es la referencia mundial en la actualidad.

Cristiano Ronaldo chilena

Por su parte, Florentino aceptó en primera instancia. El presidente y el jugador acordaron que cuando terminara la temporada y si el Real sumaba la tercera Champions consecutiva, Pérez haría una revisión de su  contrato y se acercaría a la ficha que CR7 pretende.

Florentino Pérez responde  a Cristiano

Sin embargo, Florentino tiene varias operaciones entre manos y no hay dinero para todo. Entre fichajes y remodelación del estadio no está el horno para bollos. Por eso el dirigente ha accedido a reunirse con Cristiano y a subirle el sueldo, pero no piensa llegar a las cifras que pretende el de Madeira.

Concretamente, Pérez está dispuesto a subir solo en 7 millones los 23 que cobra el portugués ahora mismo, llegando a los 30. Pero ni un euro más. Son muchas las subidas que le han hecho a Cris desde que está en Chamartín y tampoco quieren pillarse los dedos con un jugador que supera los 33 años y que en cualquier momento puede empezar su declive.

Algo a lo que Cristiano no da crédito. “Que me lo diga a la cara”, ha dejado ir el portugués en petit comité, y es que no tiene intenciones de dar su brazo a torcer. O le dan lo que pide o pondrá sobre la mesa de Florentino la lista de clubes dispuestos a hacerse con sus servicios por lo que pretende.

 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad