Florentino Pérez y Zinedine Zidane  | EFE

60 millones. El escándalo más bestia que llega a Zidane (y es de Florentino Pérez)

stop

El precio de un crack es ridículo

08 de abril de 2019 (19:10 CET)

¿Cuánto cuesta hacer un nuevo Real Madrid? Florentino Pérez tiene fijado entre ceja y ceja una cifra: 230 millones de euros. Eso es lo que debe conseguir en ventas para poder traer a los galácticos que contenten a Zinedine Zidane.

Esos jugadores son de sobra conocidos: Eden Hazard, Paul Pogba y un delantero goleador que parece que puede ser Sadio Mané, aunque también suenan con cierta frecuencia los nombres de Mauro Icardi o Luka Jovic, este último en la agenda del gran rival, el FC Barcelona.

Florentino Pérez sabe que debe vender y vendiendo los once jugadores que tiene cedidos, contando que se quedarán Raúl De Tomás y Martin Odegaard, no llegará a la deseada cifra por la que suspira el empresario español.

El Real Madrid deberá soltar alguna de sus estrellas para poder conseguir los 230 millones de euros y los números apuntan al galés Gareth Bale.

Gareth Bale | EFE

El delantero galés tiene más papeletas que ningún otro jugador debido a su poco carisma entre los aficionados madridistas y su falta de adaptación a la vida madrileña.

Bale ya sabe que se irá

El delantero galés ha comenzado a preparar las maletas para dejar atrás Madrid y salir al extranjero. La Premier League es su objetivo, aunque cuenta también con el interés del Bayern de Múnich y en cierto modo del Paris Saint Germain.

Bale cree que ha cumplido una etapa en el conjunto madridista en la que ha conseguido todos los títulos y siendo protagonismo en todos ellos y que necesita nuevos retos para su carrera.

El galés no se siente querido por la afición madridista que no ha dudado en silbarle siempre que Bale le ha dado media oportunidad, algo que no ha sucedido con otros jugadores como Sergio Ramos o Luka Modric, quienes tienen el cariño de la afición blanca.

Un problema para Florentino Pérez 

Pese a que el jugador galés está convencido de que ha cumplido ciclo y no cuenta para Zidane, el Real Madrid va a tener un problema gordo para poder vender a Gareth Bale. Uno con el que no contaba Florentino Pérez.

Esta semana el diario L'Equipe ha sacado una lista con los jugadores mejor pagados del mundo y en ella estaba Bale como sexto jugador mejor pagado con 2,5 millones de euros brutos por mes. Una locura al alcance de muy pocos equipos.

Por supuesto, eso ha tenido consecuencias. Los equipos interesados por el Expreso de Cardiff han puesto un precio máximo de 60 millones de euros sobre la mesa.

Florentino Perez | EFE

El Bayern de Múnich no pasará de esa cifra, pese a que ha pagado por Lucas Hernández 80 millones hace una semana; el Tottenham ofrece 55; el Manchester United lo valora en 55 millones; el PSG podría llegar a 80 millones, pero de momento no pasa de los 60 millones que han ofrecido el resto, y el Liverpool ya se ha bajado de la subasta.

Con esos números sobre la mesa, la venta de Bale se antoja difícil y puede provocar un déficit en las cuentas blancas. Florentino Pérez ya habría avisado a la directiva que su fichaje está amortizadísimo, pero no considera una venta por menos de 90 millones de euros

El salario no es el único problema para venderlo

El presidente madridista cree que Gareth Bale puede ser moneda de cambio en muchos fichajes. El Chelsea, si finalmente pudiera fichar, podría tener la clave para la salida de Bale en la operación Hazard, pero los londinenses le habrían dado luz a Florentino Pérez sobre los temores que tienen los compradores del galés.

El historial de lesiones, el alto salario que cobra, el tratamiento de estrella, la poca adaptación a los equipos y sus rutinas extradeportivas son motivos repetidos en todas las secretarias técnicas de Europa que se han planteado el fichaje de Gareth Bale, un engorro para Florentino.

La alternativa viable para todos

El máximo mandatario blanco estaría dispuesto a ofrecer una opción a los compradores que podría gustar al delantero galés, quien no quiere bajarse el sueldo ni un euro para salir del Real Madrid.

Florentino Pérez estaría dispuesto a pagar su salario durante el primer año al comprador que pague más de 90 millones de euros por él y le mantenga el salario que posee actualmente.

Con ese movimiento, el Real Madrid se libraría de Bale definitivamente, los compradores estarían más dispuestos al ahorrarse un año de su contrato, pero tendrían que afrontar un pago superior. Si alguien quiere a Bale a precio de ganga parece que no va a tener suerte.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad