El hombre que tiene a Shakira loca (y no es Piqué. Ni Maluma)

stop

La colombiana se refugia en brazos de otra persona para olvidar sus problemas personales y la presión profesional

El hombre que tiene a Shakira loca (y no es Piqué. Ni Maluma)

Barcelona, 14 de mayo de 2018 (17:00 CET)

Shakira ha vivido uno de los años más convulsos de su vida. Desde que decidió instalarse en Barcelona, 2018 ha supuesto un acontecimiento histórico tras otro.

Por un lado, en el plano profesional, Shakira tuvo que suspender su gira mundial por problemas con sus cuerdas vocales, echando a perder una preparación muy esforzada, así como miles de euros en hoteles y logística contratada.

Además, la cantante ha sido testigo de sucesos políticos y terroristas ante los que ha permanecido impasible, pero que sin duda han afectado a su vida personal.

En el plano amoroso, su distanciamiento con Gerard Piqué ha sido evidente, y pese al esfuerzo de la pareja en trabajar por la relación, nada parece volver a la normalidad.

La presencia del futbolista en las redes sociales de la colombiana es prácticamente nula, y cada aparición pública de ambos se ve rodeada de un ambiente protocolaria que contrasta con la naturalidad que expresaban al inicio de su relación.

Es, sin duda, un momento complejo, y gran parte de responsabilidad en que la de Barranquilla siga con la misma vitalidad se debe a que se ha refugiado en brazos de unas personas muy cercanas, sus hijos.

 

Happy Easter painting Easter eggs! Shak

A post shared by Shakira (@shakira) on

Shak se ha refugiado en sus hijos, especialmente en el mayor, Milan. Por su edad, puede compartir mucho más con él y de su mano consigue mantener el motor en marcha.

Son su vida y es una madre entregada. Alejada del foco mediático e inestable que muchas veces ofrece el estrellato, la diva del pop valora mucho estar junto a ellos y tener una vida familiar de calidad.

Está loca por ellos y, pese a las dificultades a las que ha de hacer frente en distintos planos, son el motivo por el que aguanta en Barcelona.