Sara Carbonero y la foto que la deja en evidencia  | EFE

El engaño que desmonta a Sara Carbonero (y ojo con Iker Casillas)

stop

Malos tiempos para la pareja española

26 de julio de 2017 (21:30 CET)

No es oro todo lo que reluce. Las apariencias, a veces engañan. Sara Carbonero ha tomado de su propia medicina al tratar salvar la imagen de su negocio.

La empresa Slow Love, que fundó la presentadora junto a dos ex compañeras suyas en Telecinco, no va tan bien como todos pensaban. Ni siquiera como Sara anunció.

La pareja de Iker Casillas se asoció con Isabel Jiménez y Mayra del Pilar, para lanzar el negocio. Se trata de una empresa que se dedica a la venta on line de ropa, artículos de decoración, cosmética y bisutería.

Algunos medios han situado los ingresos de la empresa mencionada en más de un millón de euros, pero la realidad, según El Español, es bien distinta. Según los datos publicados, los números no están siendo nada buenos para las tres ex compañeras de la ‘cadena amiga’.

Asegura el digital que ha tenido acceso a las cuentas de la compañía y que en ellas figuran tan solo 34.728 euros de beneficio en 2016.

Una cifra con la que al menos han evitado los números rojos con los que cerraron 2015 –lo hicieron con 19.800 euros negativos-, pero que dista mucho de las esperanzas que tenían puestas las tres empresarias en su nuevo negocio.

El lío de Casillas en Portugal

Mientras salen a la luz los trapos sucios de la Carbonero, la situación de su marido no es mucho más boyante. El futuro de Casillas se complica.

El portero de Móstoles ha renovado con el Oporto para seguir una temporada más en cumplimiento del contrato de 2+1 que firmó en su momento. Será su tercer curso.

Sin embargo, llevan vientos desde Portugal que aseguran que este será el último contrato del español. No se lo han podido sacar de encima este verano, pero tienen decidido firmar un nuevo portero, más joven y prometedor, para el futuro.  

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad