‘La Isla de las Tentaciones 2’: Lester se venga de Marta Peñate

Lester ve las imágenes de Marta Peñate con Dani y tira por la borda los 11 años de relación. Ahora va a disfrutar él al lado de Patricia

Fotografía: ‘La Isla de las Tentaciones 2’: Lester se venga de Marta Peñate
Fotografía: ‘La Isla de las Tentaciones 2’: Lester se venga de Marta Peñate

Lester da por finalizada su relación con Marta Peñate tras ver los vídeos de ésta tan acaramelada con Dani besándose por todos los rincones de la casa, incluso durmiendo juntos. 11 años de relación tirados por la borda. “Me hubiese dolido menos una paliza de cinco tíos, vete a tomar por culo”, así ha reaccionado Lester a las imágenes que le ha mostrado Sandra Barneda de su pareja.

Lester estaba enamorado de Marta y aún lo está. De hecho al acabar la noche de las hogueras, no pudo dejar de llorar. Se derrumbó de nuevo al día siguiente en las cocinas ante sus compañeros y las solteras. Lester había tenido una cita con Patri, pero no pasó de un tonteo. «Me reventó por la mitad, me reventó por la mitad«, le ha confesado llorando y hundido a Tom.

Fotografía: ‘La Isla de las Tentaciones 2’: Lester se venga de Marta Peñate

El canario tiene claro que su relación con Marta ha terminado y ante esas imágenes él piensa hacer lo propio. El aún novio de Marta se ha dejado llevar y ha terminado durmiendo con su soltera favorita, Patri, y besándola. «Me encantas», le ha dicho mirándole a los ojos y entregado al pecado.

Lester ya se ve un hombre soltero y así piensa actuar de ahora en adelante, quiere vivir esta experiencia al máximo, igual que está haciendo Tom. «Parece que tiene más cojones que yo… Estoy viendo a mi novia de 11 años besándose con otro chico… Me siento mal, me duele, me acaba de reventar…», ha gritado el canario desesperado.

«No sé si es una venganza o está viendo algo en él. Eso sí es infidelidad, ella sí lo ha hecho… Yo podría haber tenido sexo con alguna pero no cambiaba a ninguna por ella. Siempre pensé que el malo de la relación era yo, y Marta, sinceramente, no vale un duro”.

Publicidad