Así era Susanna Griso cuando debutó en TV3 con 24 años

La foto de los inicios de la presentadora catalana de Espejo Público de Antena3, Susanna Griso

Susanna Griso
Susanna Griso

Susanna Griso es conocida sobre todo por ser una de las reinas de las mañanas en televisión. Cada día de lunes a viernes se bate en duelo con Ana Rosa Quintana por llevarse las mayores audiencias al frente de Espejo Público en Antena3.

Sin embargo, Griso lleva un buen puñado de años en danza a sus espaldas. Y nunca está de más recordar como fueron sus inicios. Sobre todo estos días, pues hace apenas dos semanas cumplió 51 años muy bien llevados.

Susanna Griso nació el 8 de octubre de 1969. Hermana de familia numerosa, su padre era empresario textil y su madre descendiente de la familia vinculada a las cavas Codorniu.

Susanna Griso debuta en TV3

Y 24 años después, con la carrera de periodismo bajo el brazo, debutó en TV3, en el programa ‘Tres senyores i un senyor’, que se emitió en la emisora autonómica catalana en 1993. Y así era la presentadora cuando debutó en la pequeña pantalla.

Susanna Griso debuta en TV3
Susanna Griso debuta en TV3

Años después, ya en 1997, Griso se casó con Carles Torras, con el que tuvo posteriormente tres hijos: Mireia, Jan, hijos biológicos, y Dorcette adoptada hace un par de años. Es originaria de Costa de Marfil.

Cabe decir que Torras es independentista, lo que ha generado alguna que otra discusión entre ambos, tal y como ha reconocido la propia Susanna en alguna entrevista: «Ha sido estimulante en el sentido de que hemos discutido mucho, lo que hace reír a nuestros hijos».

Fichaje clave por Antena3

Volviendo al apartad laboral, Susanna fichó en 1998 por Antena3, donde empezó presentando los informativos junto a Matías Prats. Allí estuvo hasta 2006, cuando fue propuesta para presentar Espejo Público, que ya se emitía en la cadena privada pero que fue modificado de arriba abajo con la llegada de la catalana.

Susanna Griso
Susanna Griso

Dese entonces empezó a ser un programa de variedades, en el que a veces llega a límites cuestionables en su lucha profesional por las audiencias con Ana Rosa Quintana.