¿Y si Fernando Alonso tenía razón? La bomba final en Ferrari

stop

El piloto asturiano sabía muy bien lo que hacía cuando dio portazo a la escudería italiana

Ferrari, en el punto de mira de los equipos de la Fórmula 1 | EFE

22 de noviembre de 2016 (17:45 CET)

Fernando Alonso dijo adiós a Ferrari en 2014. El piloto asturiano corrió sus últimas carreras con el mono rojo sin posibilidades de éxito. Desencantado tras cuatro años de vacío.

A mediados de aquel año decidió volver a McLaren. No fue una decisión fácil, ya que el proyecto de fusión con el motor japonés de Honda a duras penas arrancaba. Era una inversión a largo plazo. Pero cree que acertó.

En Woking, Alonso ha vuelto a tener sus más y sus menos con el equipo. Tanto con el 'decapitado' Ron Dennis, como con Éric Boullier, los ingenieros de McLaren y los mecánicos de Honda, encabezados ahora por Yusuke Hasegawa.

Tiempos oscuros

Pero sus discrepancias con la gente de McLaren –fueron más elevadas cuando el motor estaba a cargo de Yasuhisa Arai– no son nada en comparación a las que tuvo en Ferrari.

El caso es que Fernando Alonso decidió salir de Ferrari. Y lo hizo en parte por esas discrepancias. Pero, de otro lado, porque sabía que la sequía de los italianos se iba a prolongar por muchos años.

Alonso hizo bien en salir. Él arrancó una época negra y se anticipó escapando a muchos más años convulsos y oscuros.

La bomba

Los últimos rumores aseguran que de cara al año próximo, y pese a los cambios en el reglamento, Ferrari seguirá lejos de la cabeza de carrera.

Además, Bernie Ecclestone ha lanzado una bomba final sobre la escudería italiana, así como sobre Mercedes: ambas escuderías podrían salir de la Fórmula 1

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad