Valentino Rossi tiene un pacto con Yamaha (y Maverick Viñales, una cláusula secreta en el contrato)

stop

En la escudería italiana guardan el mayor secreto contra Marc Márquez 

Maverick Viñales acusa a Valentino Rossi (y a Yamaha) | EFE

27 de marzo de 2017 (21:52 CET)

Maverick Viñales ha entrado en Yamaha por la puerta grande. Debut y victoria en el circuito de Losail (Qatar). Un sueño hecho realidad. Un triunfo que puede dejar muertos en el camino.

Las cosas claras: Valentino Rossi es el amo y señor de la escudería. El principal objetivo de los japoneses esta temporada pasa por que el italiano se lleve su décimo Mundial (el octavo en la categoría reina).

Rossi y Viñales hicieron un pacto secreto, no escrito. El catalán ayudará a su compañero a ganar el campeonato. Juntos lucharán para destronar a Marc Márquez. De momento, no han empezado bien. 

A partir del año que viene estaba previsto cambiar las tornas. Rossi elevaría a los cielos a Viñales. Le convertiría en el nuevo jefe de Yamaha. Todavía es pronto. 

Los miembros de la escudería apoyan el plan. Valentino es el veterano. Es el piloto principal. Su ego mueve montañas. Pero no son estos los motivos primarios para que en el equipo todos se vuelquen con él.

Cuando el de Urbino gana, todos ganan. Un triunfo de Rossi vale más que cualquier otro. Su repercusión mundial es indiscutible y cada victoria suya resuena en todos os rincones de la tierra.

Ni Márquez consigue en Honda lo que lograba Il Dottore. Cuando el de Cervera gana se enteran cuatro. Cuando lo hace Rossi el revuelo mediático es único.

Rodarán cabezas

Desde Iwata ya le hicieron saber que están con él y que apoyarán su pacto con Maverick hasta las últimas consecuencias.

Que Valentino Rossi gane el Mundial es el principal objetivo. Probablemente sea una de las últimas oportunidades para conseguirlo y quieren que así sea.

No solo por el eco planetario. Al tirón comercial se le suma que además romperían la hegemonía de Marc. El plan perfecto.

Rossi terminó feliz en Catar por dos motivos: se metió en el podio para callar a los que le critican "por viejo" y quedó por delante de Márquez, que tampoco ganó. 

Para el italiano es casi tan importante volver a ganar como conseguir que no gane Márquez otra vez. Por eso, ayudará a Maverick. Pero espera que Maverick le ayude a levantar su décima corona. Si no, rodarán cabezas

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad