"No ganará otro Mundial", la amenaza que Jorge Lorenzo esconde (y no es de Ducati)

stop

Al balear le crecen los muertos en el armario

Jorge Lorenzo se pone chulo en el paddock | EFE

22 de junio de 2017 (19:15 CET)

Mal año para Jorge Lorenzo. El fichaje por Ducati le está costando más disgustos de los esperados. Y aunque ha logrado un podio y puntuar en las últimas carreras, está muy lejos de la pomada. 

A falta de tres días para la disputa del GP de Assen, el balear es el séptimo clasificado en la general con 59 puntos por detrás de Maverick (111), Dovizioso (104), Márquez (88), Pedrosa (84), Rossi (83) y Zarco (75)

Muchos le avisaron antes de fichar por Ducati. Desde el entorno de Lorenzo le advirtieron de la dificultad del pilotaje de las motos italianas, pero el ex de Yamaha hizo caso omiso.

Lorenzo priorizó la parte económica de las ofertas que le pusieron sobre la mesa cuando decidió dejar la escudería japonesa.

Ahora Jorge paga las consecuencias. Lucha por acercarse al lugar que ocupó cuando estaba en lo más alto. Y no puede hacerlo tranquilo.

Ultimátum

El balear tiene dos años de contrato y desde Bolonia ya le han avisado: o empieza pronto a ganar o ya se puede olvidar de renovar.

Los italianos no esperan ganar el Mundial de MotoGP este año, pero sí el que viene. De momento en Ducati se conforman con algunos podios. Pero si no es así lo pondrán en la calle. Las dudas asaltan ahora al piloto. Una en particular: ¿Qué timbre tocar si las cosas no salen como espera?

Sin opciones

Jorge no tiene sitio en los equipos ganadores. Todos los grandes le cerraron las puertas. A Yamaha, obviamente, no puede ir mientras Valentino Rossi siga cortando el bacalao. No solo eso. El vínculo entre Il Dottore y el equipo nipón es cada vez más fuerte y con casi toda seguridad seguirá en Iwata cuando abandone el asfalto.

Honda tampoco le ofrecerá una máquina. No porque la escudería no quiera, sino porque Marc Márquez no aceptaría al mallorquín como compañero. El de Cervera prefiere un escudero como Dani Pedrosa a un competidor como Jorge.  Y Honda no se opondrá a los deseos del ilerdense.

La otra opción sería Suzuki, si el ex campeón no los hubiera despreciado cuando todavía no había firmado por Ducati. Desde la escudería japonesa le ofrecieron una moto, pero el balear no quiso ni escuchar la propuesta al considerarla una marca de perfil más bajo.

Al final será verdad lo que aseguran en la categoría reina: "No ganará otro Mundial". La firma de Jorge Lorenzo por Ducati puede ser el final de las opciones del piloto de volver a levantar un título. Veremos.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad