Marc Márquez o la confesión que llega a Valentino Rossi (y Jorge Lorenzo)

stop

El bombazo del piloto de Honda que ya corre por el paddock de MotoGP

“¿Eso ha dicho Marc Márquez?”. Jorge Lorenzo calla. Pero Valentino Rossi, no (“¿Nos tomas por tontos?”)  / EFE

27 de junio de 2018 (13:21 CET)

​Marc Márquez está empezando a ponerse de los nervios. O al menos eso es lo que le ha llegado a Valentino Rossi. El vigente campeón comanda actualmente la clasificación con 27 puntos de ventaja sobre el italiano de Yamaha, pero no es Rossi el piloto que más le inquieta.

Es Jorge Lorenzo. Si bien el de Ducati está a 49 puntos en la general, sus dos últimas victorias, en Mugello y en Montmeló, han provocado que el de Cervera se esté inquietando.

La confesión de Marc Márquez

De hecho el de Honda ya va lanzando mensajes al equipo: “hay que seguir trabajando e intentar conseguir el mejor resultado posible que permita la situación”. Cuentan los que más le conocen que si bien hace un mes veía que el Mundial sería suyo, ahora el buen hacer de Jorge lo tiene un poco asustado.

Valentino Rossi lo suelta: ¡Jorge Lorenzo será el nuevo compañero de Marc Márquez! (o el fichaje más loco de Honda) | EFE

Descarta, al menos de momento, a Valentino como rival definitivo. Las Yamaha no acaban de arrancar. Pero en Ducati la situación ha dado un giro. Con el nuevo reposabrazos, Lorenzo está consiguiendo resultados muy buenos y vuelve a ser ese Lorenzo luchador y combativo.

Es más, el mismo Marc le ha confesado s sus más cercanos que el único piloto que puede robarle el título es el de Ducati. Eso sí, para ello, debería seguir con este ritmo. Algo que parece difícil.

No todos los circuitos serán tan propicios para la potencia de la Desmosedici y será en ellos donde Marc deberá seguir ampliando su ventaja y ‘frenar’ a un Lorenzo que está crecido.

Un avance de la temporada que viene

Y es que el mallorquín, consciente de que el año que viene tendrá una moto igual a la de Márquez en Honda, está ya liberado de toda presión. Tiene su futuro asegurado en uno de los equipos punteros y con una moto que, si se adapta bien a ella, puede volver a hacerle campeón.

Esa pérdida de presión y el hecho de tener ya cerrada su llega a Honda han hecho que Lorenzo se haya soltado y ahora esté corriendo como nunca. Dos carreras, Montmeló y Mugello, que le han servido al de Cervera como un pequeño avance. Si este año Jorge se ha puesto las pilas, el año que viene puede ser aún peor.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad