Marc Márquez no quiere saber nada de Jorge Lorenzo

stop

El líder del Mundial de MotoGP pone distancia en su relación con el actual campeón del mundo

Marc Márquez y Jorge Lorenzo están cada vez más distanciados | EFE

13 de septiembre de 2016 (14:22 CET)

Marc Márquez no quiere líos. Bastantes tuvo con Valentino Rossi en 2015. Un año después, ni quiere ni le conviene entrar en nuevas trifulcas. El piloto de Cervera lidera el Mundial de MotoGP con una cómoda ventaja de 43 puntos respecto al heptacampeón del mundo de la máxima categoría. El margen respecto a Jorge Lorenzo es de 61 puntos, una diferencia suficiente para mantenerse al margen del pulso entre sus máximos perseguidores.

Márquez va por libre. Las cuentas le cuadran. El piloto de Cervera espera un fin de curso satisfactorio y tranquilo. Sabe que Valentino Rossi hará todo lo posible por picarle, pero él no quiere saber nada del italiano. De sus estrategias. Ni tan siquiera quiere entrar al trapo en la pelea entre Valentino y Jorge Lorenzo, a quien la pasada temporada, supuestamente, ayudó a ganar el Mundial.

Rossi ya habla otra vez de biscotto. De ayudas a Márquez. Y señala principalmente a Pedrosa. Igual o más molesto está con Lorenzo, su compañero de equipo, de quien esperaba que le ayudara a atrapar al bicampeón del mundo ahora que se ha quedado descolgado de la lucha por el título. Pero el balear no quiere saber nada de Valentino. Y mucho menos después de que las próximas temporadas correrá para Ducati.

Márquez observa desde la distancia. Con Rossi firmó una paz táctica en el Circuit de Barcelona-Catalunya. Con Lorenzo, su relación es correcta, pero distante. Y no hará nada que dé pie a malas interpretaciones. Por eso, al catalán no le gustó que el campeón del mundo de 2015 bromeara con posibles ayudas para que él ganara el Mundial.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad