Valentino Rossi se lleva el zasca más bestia de Marc Márquez | EFE

Marc Márquez ataca a Valentino Rossi con un zasca que incendia Yamaha

stop

El de Honda reinicia la competición fuera del asfalto

25 de julio de 2017 (11:14 CET)

Parón estival. El campeonato de MotoGP llegó a su ecuador y no será hasta el primer fin de semana de agosto que los protagonistas del campeonato no volverán a rodar sobre el asfalto.

Antes de la pausa, Marc Márquez se hizo con el liderato de la clasificación. El de Cervera se llevó el primer puesto en el GP de Alemania, en Sachsenring, y le arrebató la cabeza de la tabla a Maverick Viñales.

La clasificación ahora está al rojo vivo. Marc es primero, con 129 puntos, seguido de Maverick, con 124, de Andrea Dovizioso con 123 y de Valentino Rossi, que suma 119.

Los pilotos aprovechan estos días para agotar sus descansos y para ultimar los detalles de sus respectivas máquinas para afrontar con las máximas garantías la segunda mitad del torneo.

Márquez ya compite

Pero algunos ya se han olvidado de las vacaciones y han empezado a disputar la próxima carrera. Concretamente ha sido Marc Márquez, y no lo ha hecho en la República Checa, donde se reiniciará el campeonato, sino en unas declaraciones recogidas por el portal Motorsport.com.

El de Cervera se ha referido a sus dos grandes rivales, Maverick Viñales y Valentino Rossi, con unas palabras que no habrán gustado nada al de Urbino.

Sin pelos en la lengua

"Rossi tiene experiencia, pero la velocidad también es necesariaSolo con experiencia no se gana un mundial, hace falta velocidad. Valentino la tiene, pero en este sentido Maverick es un poco superior", ha declarado el de Honda.

Márquez incluso se ha atrevido a comparar a Rossi con Andrea Dovizioso: "Todos tenemos posibilidades de pescar en río revuelto, y eso lo hemos visto con Dovizioso. A principios de año nadie se esperaba que estuviera allí. Pero en un circuito como Sachsenring, en el que debía sufrir, se quedó muy cerca de los pilotos de Yamaha", añade el tricampeón.

Parece que el propio Valentino ha creado una buena escuela. La estrategia de atacar a los rivales fuera de la pista es más propio del heptacampeón. En esta ocasión ha probado su propia medicina. Veremos en los próximos días si la respuesta le llega a Marc dentro o fuera del circuito. Lo que es seguro es que no se quedará callado.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad