La purga de Valentino Rossi en Yamaha

stop

El piloto italiano prepara su particular venganza contra Jorge Lorenzo  

Valentino Rossi, junto a su mítico dorsal 46 de Yamaha

05 de octubre de 2016 (10:38 CET)

Valentino Rossi ya prepara la próxima temporada. A 52 puntos de Marc Márquez cuando sólo faltan cuatro carreras para que acabe el Mundial de MotoGP, el piloto italiano sabe que sus opciones de proclamarse campeón son mínimas. Dolido con Jorge Lorenzo, el nueve veces campeón del mundo prepara su particular venganza contra el piloto balear y sus principales colaboradores en Yamaha.

Maverick Viñales será el compañero de Rossi en Yamaha a partir de 2017. El piloto italiano espera una convivencia mucho más plácida que en los últimos años. Entre ambos hay una buena sintonía y han compartido muchas confidencias. El catalán, además, deberá asumir un papel secundario y trabajará con muchos mecánicos y técnicos que ahora lo hacen con Lorenzo.

Rossi, que será el líder indiscutible de Yamaha, quiere que el equipo japonés haga limpieza y se cargue a todos los técnicos que se han posicionado a favor de Lorenzo en su conflicto con el actual campeón del mundo. Quiere que sean despedidos o marginados. En la cúpula de Yamaha ya conocen los deseos de Rossi, pero difícilmente asumirán todas sus peticiones. No obstante, habrá alguna salida sonada del equipo.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad