La petición de Fernando Alonso que pone a McLaren patas arriba

stop

El piloto español presiona a Ron Dennis para evitar su fuga de la escudería británica

Fernando Alonso en Mónaco

14 de junio de 2016 (12:53 CET)

Otro año perdido. Otra temporada horrible. Fernando Alonso asume que 2016 no tendrá un final feliz. El MP4-31 tampoco es un coche competitivo y sus aspiraciones pasan por sumar puntos en cada carrera. El podio no es un objetivo real y mucho menos una victoria. El piloto español ya ha expresado su malestar a Ron Dennis, el jefe de McLaren, y ha pedido a la escudería británica que se olvide del coche actual y trabaje para tener un monoplaza de primer nivel en 2017.

Alonso está que trina. El Gran Premio de Canadá confirmó las pesadillas del bicampeón del mundo. El motor del MP4-31 no tira y es superado por casi todos sus rivales en las rectas. Honda no ha encontrado la fórmula para solucionar los problemas de fiabilidad y potencia y Dennis debe decidir ahora entre mejorar las prestaciones del coche actual o volcarse en la próxima temporada.

Contrato hasta 2017

El piloto español tiene contrato con McLaren hasta 2017, pero puede rescindir su vinculación a final de 2016. Alonso se deja querer por Mercedes, pero la operación no es fácil. La escudería británica, además, le garantiza un salario de 30-35 millones de euros y le promete que dentro de un año tendrá un coche mucho más rápido. Tal vez no para ganar el Mundial, pero sí para acabar muchas carreras en el podio.

Dennis, mientras, aprieta a McLaren y a Honda. El presidente ejecutivo de la escudería británica ha elevado el tono de sus quejas al fabricante japonés con el beneplácito de Alonso.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad