La apuesta de Fernando Alonso con un ingeniero de McLaren para el GP de Japón 

stop

El asturiano espera dar la campanada en Japón

Fernando Alonso recibe el primer chivatazo de la Fórmula 1  EFE

06 de octubre de 2016 (18:43 CET)

Va a por todas. El optimismo exacerbado se palpa en los boxes de McLaren-Honda en el circuito de Japón. El equipo británico-nipón lleva toda la temporada trabajando a destajo para avanzar el proyecto en la buena línea. Sin embargo, había una fecha marcada en rojo: el 9 de octubre de 2016. El próximo domingo es la fecha en la que la escudería espera dar la campanada delante de su afición. Honda trabajó a destajo durante todo el verano para introducir las mejorías en el motor del MP4-31 antes del GP de Suzuka. Lo consiguieron. Fernando Alonso cumplió la sanción en Malasia, de manera que en el trazado nipón se espera poner toda la carne en el asador.

Tan convencidos están todos los miembros de la marca, que el ovetense ya se atreve a apostar entre bambalinas. Según desvelan fuentes internas de los paddock, las esperanzas del asturiano son totales para esta próxima prueba. De hecho, el Nano ha comentado con sus compañeros más allegados que la sorpresa podría llegar. Si hacen una buena Q3 el sábado y la suerte les sonríe, Alonso no descarta estar entre el top 5 el domingo que viene.

"Es un motor que usamos en Malasia más por razones de fiabilidad que de rendimiento. Tampoco teníamos motores para acabar el año, así que escogimos cumplir la sanción en Malasia para ir al resto de carreras sin preocupación. El motor tiene exactamente la misma potencia. Creo que eso es lo de menos, son más las ganas que tenemos que lo que de verdad tiene. Pero tendría que ser más fiable y permitirnos acabar el año sin más penalizaciones. Y aunque salir últimos es divertido en la primera vuelta, si salimos séptimos u octavos creo que podemos luchar por un resultado mejor y luchar por un Top 5", declara Alonso desde Japón.

Las declaraciones del bicampéon dejan entrever las buenas sensaciones que se respiran en McLaren-Honda. El séptimo puesto de Kuala Lumpur supo a gloria y ahora toca apuntar más alto. Fernando espera tocar el podio antes del final de temporada. Quieren ser los primeros del resto.