Fernando Alonso se engancha con aficionados españoles en Montmeló (le dicen de todo)

stop

El piloto asturiano vive un nuevo drama con McLaren-Honda tras romper dos veces el motor

Los pilotos que recomiendan a Fernando Alonso que deje la Fórmula 1 | EFE

10 de marzo de 2017 (18:41 CET)

Catastrófico. Es el término que resume el día de entrenamientos libres que vivió Fernando Alonso este viernes en Montmeló. El piloto español no da una.

Tiene la negra. Y, según parece, los culpables son los de siempre: McLaren-Honda. Concretamente, los que están señalados son los japoneses en este caso.

Tan dramático fue el día que antes de terminarlo, Alonso se retiró abatido. El infortunio le llevó a romper dos veces el motor en un mismo día. Es único.

Lo que no le pase al asturiano no le pasa a nadie. Mientras se vanagloria diciendo por ahí que está entre los mejores pilotos de la historia, vuelve a demostrarse su falta de habilidad para elegir equipo y nuevos proyectos.

También ese aspecto es necesario en la Fórmula 1. El saber no priorizar solo el dinero. La intuición para ver si un equipo puede ser ganador o no. De momento, ni de lejos.

Pero Alonso no es el único cabreado con el papelón que está representando Honda en esta tragicomedia deportiva. La afición española está hasta el gorro.

Este viernes, en el Circuito de Barcelona-Catalunya, un montón de forofos que fueron a seguir los libres cargaron contra Alonso y su equipo.

Pitos y abucheos

Pitaron y abuchearon sonoramente al monoplaza del asturiano cuando fue recogido de la pista. Algunos interpretan que los pitos iban para el equipo.

Alonso, no obstante, debió darse por ofendido. Por lo que dicen en el paddock, el asturiano llevaba un cabreo monumental y estaba dolido por esas críticas.

Demasiados hinchas que han creído en él y que no aguantan más decepciones. Frustración al pagar 18 euros por una entrada no amortizada.

El objetivo de muchos era seguir a su ídolo y fueron privados de ello. Muchos se despacharon a gusto. Como en las redes sociales.

Twitter, Instagram y Facebook andan llenos de mensajes críticos contra el asturiano: "chulo", "prepotente", "¿Dónde está la sorpresa de finales de febrero?".

Mientras tanto, otros prefieren tomárselo con humor. 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad