Fernando Alonso mata a McLaren en el box de Singapur

stop

El asturiano firma un gran séptimo puesto

Fernando Alonso mete a McLaren en una guerra con Honda

18 de septiembre de 2016 (16:45 CET)

Buena carrera. Fernando Alonso ha sido uno de los pilotos que ha salido mejor parado en el Gran Premio de Singapur. El asturiano partía de la novena posición pero con una gran salida ha conseguido colarse hasta la quinta plaza. El ovetense suele firmar grandes salidas y hoy no ha sido para menos. Antes de la primera curva ya había escalado cuatro posiciones. Cuando ha salido el safety car por el accidente de Nico Hulkenberg, el de McLaren-Honda ya se había afianzado en esta quinta posición.

A partir de este momento, el Nano ha aguantado más que bien el tipo, provocando un gran tapón para sus rivales. Sin embargo, más no ha podido hacer, el MP4-31 no ha dado más de sí. Fernando lo ha intentado hasta el final. Aunque pueda parecer un milagro, en las conversaciones por el team radio, Alonso ha asegurado que todo estaba bien. En este sentido, el ovetense ha luchado hasta el final y ha firmado un trabajado séptimo puesto. De hecho, podría haber acabado sexto, ya que Max Verstappen le ha adelantado en la recta final de la carrera.

La cara oculta de la moneda

Esta lectura positiva deja entrever las faltas que sigue teniendo la escudería. El español no ha cometido prácticamente ningún error en el circuito nocturno de este domingo, pero sin embargo, no ha podido colarse entre las primeras plazas. Y es que se trata de un importante paso adelante del equipo, aunque también corrobora lo que se viene diciendo en las últimas semanas: McLaren aún no está a la altura de los grandes rivales.

Este fin de semana, a Alonso le ha faltado coche. En un circuito en el que el binomio debía dar la campanada, ya que la velocidad punta no es tan determinante, el ovetense no ha podido hacer más para colarse entre las primeras plazas. Por ello, al llegar a boxes, el bicampeón de Fórmula 1 ha aprovechado para hablar con sus compañeros de equipo. Desde la escudería se le ha dado la enhorabuena, aunque Fernando ha querido destacar el trabajo que queda por hacer.

Parece que la marca británico-nipona ha encontrado el camino a seguir, pero aún queda mucho trabajo por delante. Más de lo que se ha hecho hoy, Fernando no puede hacer. El MP4-31 ha tocado techo, por lo que tienen que acelerar las mejorías. El asturiano ha puesto toda la carne en el asador, pero el coche, por el momento, no da más de sí.

Clasificación GP de Singapur

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad