Fernando Alonso explota: mentiras, engaños, frustración y puñaladas

stop

El piloto español está harto de McLaren y contempla varios escenarios para 2017

Fernando Alonso, acompañado del jefe de equipo de Honda Eric Boullier, con cara de pocos amigos

07 de junio de 2016 (10:45 CET)

Fernando Alonso está muy molesto con el trato que está recibiendo en McLaren. Con las mentiras y los engaños de la escudería británica. Con el bajo rendimiento del MP4-31. Y, sobre todo, con el comportamiento de Ron Dennis, el presidente ejecutivo. El piloto español no descarta su salida de McLaren y contempla muchos escenarios. El que más le atrae es la posibilidad de fichar por Mercedes. También sondea su participación en el Mundial de Resistencia.

Alonso ya ha tenido más de un acalorada discusión con Dennis en los últimos meses. En una conversación privada le acusó de mentiroso por decirle que McLaren tendría el mejor coche de la Fórmula 1. La realidad es muy distinta. La escudería británica está muy lejos de Mercedes y Ferrari y sus opciones al podio son prácticamente nulas. Sumar algún punto es el objetivo real del bicampeón del mundo.

El piloto español también se siente engañado. En los últimos meses le prometieron mejoras en el motor del MP4-31 que apenas pueden visualizarse. Es cierto que el coche de 2016 es más fiable que el de 2015, pero todavía es muy lento por culpa de su unidad de potencia.

Harto de Ron Dennis

Alonso, según fuentes próximas al piloto español, está frustrado por no poder competir con Hamilton, Rosberg, Vettel y compañía. Tiene 34 años y su final en la Fórmula 1 se acerca. Por eso, lamenta que su año y medio en McLaren ha sido muy negativo.

El bicampeón del mundo medita su futuro. McLaren le promete que tendrá un coche muy competitivo en 2017, pero Alonso ya no se cree nada. Al contrario. Está harto de Ron Dennis, quien critica al piloto español por la espalda. Fernando sabe que el jefe de McLaren apostará fuerte por Vandoorne a partir de la próxima temporada. Falta saber el nombre del piloto que sacrificará Denis. Alonso y Button tienen los mismos números. El asturiano es más competitivo, pero gana entre 30 y 35 millones de euros anuales. Y el jefe de McLaren ya ha dicho que su rendimiento no está en sintonía con sus ganancias.

La gran crisis puede estallar en cualquier momento. A McLaren le esperan días difíciles. De mucha tensión. 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad