Fernando Alonso está en el cambio de cromos más loco de la F1

Al asturiano se le abre una nueva puerta para la próxima temporada

Fotografía: Fernando Alonso está en el cambio de cromos más loco de la F1
Fotografía: Fernando Alonso está en el cambio de cromos más loco de la F1

Se avecinan movimientos en la Fórmula 1. La temporada no ha hecho más que empezar pero en los despachos de las escuderías el trabajo no cesa. Varios pilotos finalizan contrato con sus respectivos equipos a final de temporada, lo que provocará un efecto dominó importante. Y Fernando Alonso podría formar parte de él.

Después de tres años de fracasos en McLaren con Honda como motorista, Alonso y los responsables de Woking encaran un nuevo proyecto con la llegada de Renault. Y no ha empezado nada mal.

Fernando Alonso y Renault empiezan con buen pie

El bicampeón fue quinto en el primer Gran Premio de la temporada que se celebró en Melbourne y espera repetir el éxito, o mejorarlo, el próximo domingo en Bahréin.

Pero este podría ser el último año del ovetense en el equipo británico. En McLaren no renovaron por un año más, pero no están dispuestos a mantenerle el sueldo de más de 40 millones de euros que ostentan otra temporada. De hecho, apuntan algunas voces que la renovación de su contrato respondía más a que se sentían en deuda con el piloto que por los deseos de mantenerlo en la compañía.

Alonso, por su parte, no quiere abandonar la alta competición y resta a la espera de que algún movimiento de pilotos le favorezca.

Especialmente está atento a lo que ocurra en Ferrari, pero no para recalar en el equipo italiano.

El efecto dominó que lleva a Alonso a Renault

Valtteri Bottas pondrá fin a su etapa en Maranello con casi toda seguridad, mientras que su lugar podría ocuparlo Daniel Ricciardo, ahora en Red Bull. Asimismo, su salida del equipo austríaco provocaría que los de la bebida energética apostarán por Carlos Sainz Jr, el piloto que tienen en la recámara desde que corría para Toro Rosso y que terminó en Renault al no tener sitio en el equipo oficial.

Con todo, Alonso podría aprovechar para hacerse con el volante libre que quedaría en el equipo francés y poner fin a sus días en la F1 en el equipo en el que ganó sus dos títulos mundiales.

Una opción que en el grupo francés, donde Fernando todavía conserva muchos amigos, no ven con malos ojos. Los galos estarían encantados de reabrirle las puertas a su hijo pródigo.