Cumbre secreta de Valentino Rossi para anular a Jorge Lorenzo

stop

El piloto italiano, desesperado por su mal inicio de temporada, exige un trato de favor en Yamaha

Valentino Rossi, ausente, perdido en sus propias divagaciones, con la mente en otra parte | EFE

31 de mayo de 2016 (20:00 CET)

Valentino Rossi está preocupado. El heptacampeón del mundo de MotoGP tiene la sensación de que el Mundial de 2016 se le está escapando. El piloto italiano sólo ha ganado una de las seis carreras disputadas (El Gran Premio de España, en Jerez) y suma 78 puntos, 37 puntos menos que Jorge Lorenzo, su compañero de Yamaha y líder del Mundial. Marc Márquez es segundo, con 105 puntos.

Las alarmas se han disparado en el box de Rossi. Y los malos presagios aumentaron en Mugello, con su retirada del Gran Premio de Italia por culpa de una pieza defectuosa. Después de la carrera, el piloto se reunió con los jefes de Yamaha para buscar soluciones y pidió el máximo apoyo para ganar el Mundial.

Dos temporadas más

Rossi exigió un trato de favor por parte de Yamaha. Recordó a los directivos del equipo de Iwata que él ha renovado su contrato por dos temporadas, tras rebajarse el sueldo, y que Lorenzo abandonará la escudería al acabar esta temporada. Él recordó que es el piloto más mediático y el que ha ganado más títulos.

El heptacampeón del mundo quiere que su moto sea mejor que la de Lorenzo y que los mecánicos e ingenieros se vuelquen en mejorar todas las prestaciones posibles. En las próximas carreras, Rossi sabe que se jugará sus opciones al título. La distancia respecto a Lorenzo ya es muy grande y su objetivo es recortarla poco a poco. Para ello, pide la máxima colaboración o amenaza con tirar de la manta.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad