Sara Carbonero

“Terrible” última hora de Sara Carbonero: “Es más grave de lo que parecía”

stop

El problema que tiene a la pareja de Iker Casillas sin pegar ojo

29 de agosto de 2019 (10:57 CET)

Slow Love se hunde. La empresa que montó Sara Carbonero junto a las periodistas Isabel Jiménez y Mayra del Pilar atraviesa el peor momento desde que se inauguró en 2015.

Se trata de una página web en la que venden prendas de ropa de diferentes firmas. Un negocio que, según publican varios medios como Vanitatis o Jaleos, no va nada bien. Cabe decir que Slow Love es uno de los portales mejor valorados por los consumidores y también por muchos y muchas celebrities. No obstante, esto no se traduciría en visitas y ventas.

Resultado de imagen de slow love

Slow Love se hunde

En su primer año de vida, como suele ser normal, la empresa de Sara registró pérdidas. El segundo curso, en cambio, fue bastante mejor. Logró unos beneficios de 34.738 euros, según el Registro Mercantil. Pero el tercer año volvieron a tener pérdidas importantes. Slow Love registró 28.936 euros negativos.

Y atención: las últimas informaciones surgidas apuntan a que las cosas no fueron mejor en 2018 para la empresa de la esposa de Iker Casillas. El resultado de este ejercicio después de restar gastos a los ingresos, refleja más de 80.000 euros de pérdidas, confirmando así la tendencia negativa que seguía el negocio.

Los problemas crecen en Slow Love

En este sentido, la empresa habría vendido productos por valor de 494.000 euros. Una cifra considerable, pero que baja en 100.000 euros respecto al año anterior y que no son suficientes para mantener la empresa a flote. Como apuntan en el entorno de las propietarias, el asunto “es más grave de lo que parecía”.

Asimismo, tal y como recoge Jaleos, el patrimonio de la empresa también está en números rojos.  Después de restar las propiedades a las deudas de la firma, el resultado serían 90.000 euros negativos. Es decir, deben más de lo que tienen.

A todo ello, además, se suma la posible ruptura de la amistad entre las propietarias. Mayra del Pilar, por ejemplo, no estuvo en el bautizo de Hugo, el primer hijo de Isabel, donde sí estuvo Sara, madrina del recién llegado al mundo.

Por otro lado, Mayra se casó el pasado 2 de agosto, pero al enlace no acudieron ni Sara ni Isabel.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad