Sara Carbonero revienta la despedida de soltera con una propina bomba

stop

El fin de semana de la esposa de Iker Casillas al detalle

La cara bonita que manda para casa a Sara Carbonero

13 de marzo de 2017 (13:25 CET)

Por todo lo alto. Sara Carbonero ha vivido uno de los mejores fines de semanas en Oporto. La esposa de Iker Casillas ha recibido la visita de sus 'amigas de siempre'.

Hasta siete chicas se han desplazado al país vecino para celebrar la despedida de soltera de unas de ellas. Aprovechando que la toledana está afianzada en la ciudad lusa, las confidentes de la presentadora han visitado al clan Casillas-Carbonero.

Tranquilidad y confidencias

A juzgar por las imágenes publicadas por Sara en Instagram, la diva ha ejercido como una auténtica anfitriona. Y es que tras más de un año y medio en Oporto, la de Corral de Almaguer conoce a la perfección los lugares inéditos de la ciudad portuguesa.

Como prueba de ello, la mujer de Iker ha guiado a sus amigas; se lo han pasado en grande y no ha faltado de nada.

El sábado por la mañana, fueron al centro de la ciudad y se montaron en los clásicos barcos que hacen el crucero de los seis puentes. Saliendo del Luis I, las pequeñas embarcaciones navegan por el Duero. Una experiencia que la propia Carbonero marcó como 'muy recomendable'. Una parada obligada.

El resto del fin de semana, el grupo visitó los lugares con mayor encanto de Oporto. Que no son pocos. Las ocho amigas pasearon por el centro de la ciudad lusa y comieron en los tranquilos restaurantes que el matrimonio suele frecuentar.

El atardecer con un 'mini-infiltrado'

Antes de marcharse, Carbonero llevó a sus amigas a su lugar favorito: Praia da Luz. Junto al pequeño Martín, las confidentes inmortalizaron el atardecer en la playa preferida de la toledana.

Todo apunta a que aprovecharon el domingo soleado para comer en el restaurante más especial de Sara. La presentadora acude regularmente a este local. Alejado del ajetreo, a primera línea de mar y con mucha elegancia, el matrimonio español no falla a su cita.

La española no escatimó y mostró nuevamente su gusto por este restaurante dejando una buena propina. Se siente cómoda y recibe buen trato, por lo que el agradecimiento es total.

Cada vez que recibe una visita especial, la toledana les lleva a su sitio mágico. Carbonero ejerció de anfitriona y no faltó de nada. Confidencias, vistas irrepetibles, manjar por todo lo alto y muy buena compañía. Un fin de semana para enmarcar.

 

Las cosas más pequeñitas. #megustasaborear #primeraveznavegandoelDouro #Porto #muyrecomendable

Una publicación compartida de Sara Carbonero (@saracarbonero) el11 de Mar de 2017 a la(s) 8:48 PST

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad