Richard Wakefield: "El documental de 'Anty' García es un canto a la amistad"

stop

'El lado mágico de la fuerza', producido por Publicitarios Implicados, está centrado en la figura del ex canterano del Barça afectado por la enfermedad de la ELA

Richard Wakefield, director del documental sobre Anty García | JCP

28 de enero de 2016 (10:34 CET)

Producir un documental de 20 minutos sin dinero no es tarea fácil, más bien parece un imposible en los tiempos de cólera que corren. Pero si la gente que está detrás cree ciegamente en el proyecto, derrocha ilusión, trabajo, empatía con el personaje y une fuerzas para tirarlo adelante, nada puede interponerse en el camino. Es el caso del catalán de ascendencia india Richard Wakefield y El lado mágico de la fuerza, documental producido por Publicitarios Implicados sobre el ex canterano del Barça Anty García afectado por Esclerosis Lateral Amiotrófica, ELA, enfermedad degenerativa que afecta a las neuronas motoras del cerebro. Actualmente no tiene cura aunque existe terapia paliativa y de control del síntoma. Hasta hace muy poco la ELA era una gran desconocida en España. Pero como desgraciadamente han puesto en evidencia Toni García y la Plataforma Afectados por el ELA, "la ELA existe". Y cuanto mejor la conozcamos, más posibilidades habrá de acabar con ella.

Para hacer frente a la ELA se necesita voluntad, sacrificio, esfuerzo, colaboración, generosidad y afán de superación. Richard Wakefield sabe requetebién cómo hay que encarar este tipo de contratiempos de la vida porque nació con un asma muy potente. "De pequeño, cuando mis compañeros del colegio jugaban al fútbol, yo no podía ni caminar", dice el director de El lado mágico de la fuerza. "Soy enfermo crónico de asma y el fútbol me ha estimulado a cuidarme", añade. La constancia en el ejercicio físico de Richard W frenó la enfermedad hasta el punto de que hoy no tiene conciencia de ella. Aunque, eso sí, por si las moscas, nunca se separa del aerosol de salbutamol. Sin ser un futbolista de la talla de Anty García, Richard W jugó al fútbol sala y fútbol siete hasta 2011, con 45 años, consiguiendo nada menos que 909 goles oficiales, sin contar amistosos. "Y he quedado entre los tres máximos goleadores al menos quince veces", subraya orgulloso. No es Messi, no es Suárez, no es Neymar, pero, a su manera, también es un campeón. Como Toni, mismamente.

Escuela Deportiva Brafa

La relación de Richard Wakefield con Toni Anty García se remonta a una década atrás. "Lo conocí como miembro de un programa de veteranos de fútbol en la Escuela Deportiva Brafa de Barcelona", asegura. Richard W es socio de Brafa desde 1988, mientras la andadura de Anty en la fundación data de octubre de 1995. "Cuando él llegó, nos quedamos deslumbrados. ¿De dónde ha salido este tío?, nos preguntamos. Chutaba bien con las dos piernas, pasaba de maravilla en corto y en largo, de cabeza era un percutor, y apretaba o aflojaba el ritmo del juego según las necesidades del encuentro. Y siempre poniendo por delante al grupo, la colectividad. El gran problema era decidir quién iba con Toni y quién no. Porque era el puto crack del equipo". Saber que la MSN de la Fundació Brafa tenía el ELA fue duro, muy duro, para Richard. ¡Terrible! "Me resultó impactante, no podía creerlo, ¿Toni?", se pregunta el director de Publicitarios Implicados. Tras hacer una pequeña pausa para sorber un poco de té inglés en el hall del hotel Pulitzer, baja levemente la cabeza y añade mirando a su interlocutor: "Seguramente soy la persona que por mi trabajo, más sabe de la ELA".

Cuando el grupo de Brafa recuperó el aliento tras el terrible mazazo del diagnóstico de ELA en el ex canterano del Barça, Richard se decidió a hablar con Toni para interesarse por su situación y ponerle en antecedentes del trabajo que había desarrollado junto con Isabel Rojas, representante en Cataluña de la Plataforma Afectados por la ELA, para dar a conocer la enfermedad.

La campaña 'El ELA existe'

"Acabábamos de hacer una campaña para la meningitis, se necesitaba dinero para financiar la investigación. Hicimos un anuncio muy bonito que fue premiado en el Festival de Cine de Málaga como Mejor Anuncio Social", dice Richard W. "El spot salió en la tele y la campaña fue muy bien recibida y valorada por la opinión pública. Isabel Rojas me llamó por teléfono y me pidió que le ayudáramos con el problema del ELA. Isabel va en una silla de ruedas desde hace ocho años. Yo no tenía ni idea de lo que era el ELA. Durante algunos días analizamos la documentación que nos pasó, investigamos sobre la enfermedad y llegamos a la conclusión de que la ELA no existía. Ni para la sociedad ni para los médicos ni para los neurólogos ni para nadie. Y pusimos en marcha el eslogan El ELA existe. Posteriormente, ideamos la campaña de las camisetas con los famosos. Hablamos con Isabel Rojas y nos preguntó en qué famoso habíamos pensado. 'Hemos previsto unos cincuenta' '¿Cincuenta?', preguntó extrañada. Pues no, no fueron 50, sino 163. Lo conseguimos con un efecto dominó, al primero que se lo pedí fue a Carles Puyol. La Plataforma Afectados por la ELA también colaboró, claro. Yo llevaba siempre una camiseta en mi cartera y famoso que veía, famoso que le pedía que se la pusiera. Tuve una alumna en la Facultat de Comunicació Blanquerna que era familiar del grupo Estopa y accedieron a ponérsela. A través de la hermana de Cesc Fàbregas, el jugador del Chelsea también se sumó a la campaña. Así hasta 163 famosos". Al parecer, ostentan el récord del mundo en número de colaboradores famosos para una campaña publicitaria. Pregunto si han pensado en el Guinness World Records y Wakefield responde que no pero que se pondrá a ello.

Wakerfield estudió la rama de Publicidad en la facultad de Ciencias de la Información de la Universidad Autónoma de Barcelona. Es, por tanto, creativo publicitario y profesor de Publicidad en la Facultat de Comunicació Blanquerna. El que se haya centrado en iniciativas solidarias se debe únicamente a una cuestión personal. Cerca de cuatro años le costó reunir al equipo de Publicitarios Implicados. No pudo ponerse en marcha hasta 2008, gracias al apoyo económico de Blanquerna; les ayuda con una subvención anual de 3.600 euros. La productora de Richard Wakefield, además del ELA, ha trabajado también para la neuroblastoma (una forma de cáncer infantil) y la neurofibromatosis (enfermedades multisistémicas que pueden afectar a la piel, al sistema nervioso y a los huesos), otras dos de las doscientos y picos afecciones raras que existen.

El reportaje de 'Diario Gol'

"Cuando hablé con Toni, me puse a su disposición", cuenta el realizador del El lado mágico de la fuerza. "Me contó que había escrito un libro, Míster, ¿por qué yo no?; lo del homenaje en Premia de Mar con los veteranos del Barça; y también leí tu reportaje en Diario Gol, Toni García: "¿Sabes qué es la ELA? Y en un segundo cambió mi vida".

– ¿Me estás diciendo que la idea del documental partió del reportaje que escribí sobre Toni?

– ¡Absolutamente! Primero, de tu reportaje, y luego, tras leer el libro, le dije a Toni: 'Aquí hay una historia. Soy publicitario y sé cuando tengo entre las manos una historia y cuando no, y aquí hay una historia que vamos a contar en un documental. El dinero no es problema. Además, siendo ambiciosos, el documental puede tener mucho recorrido y lograr dos objetivos: la difusión de la enfermedad y fondos para ti que te ayuden a luchar contra el ELA.

Estreno en la Blanquerna

La dirección creativa y la producción del documental ha corrido a cargo de Richard Wakefield. La realización y edición es obra de Artur Cruz. Roger Sellabona figura como director de arte, y Elisa Zaragoza como productora ejecutiva. El lado mágico de la fuerza cuenta asimismo con una banda sonora original compuesta por la pianista Marta Cascales Alimbau [Sueños de héroes (2015), de la Fundación Leo Messi]. El estreno del documental tendrá lugar el próximo 4 de febrero (19 horas), en el Auditorio en la Facultat de Comunicació i Relacions Internacionals Blanquerna.

"El lado mágico de la fuerza es un canto a la amistad, una reivindicación de que la gente unida puede hacer grandes cosas. Que no sale a cuenta la indiferencia o quedarte con los brazos cruzados", dice Richard W. "El guión se sustenta básicamente sobre lo que hemos ido rodando. No ha sido como en un spot donde tienes que ceñirte a un guión estricto. Es un documental hecho con lo que hemos ido descubriendo. Aparece Toni con los chavales, Toni con los veteranos, Toni con la familia, el partido de homenaje de Premia, la madre de Toni… No he querido hacer un documental histórico, sino describir la relación de Toni con las personas que han estado cerca de él y el vínculo que ha tenido con ellos. Desde Carles Rexach, hasta los compañeros del Brafa". Y añade Richard Wakerfield: "Es un relato muy personal, de amistad. Siempre que he visto el montaje he llorado. Me emociona mucho por cómo habla la gente de él. Por ejemplo, Joan Escoda, su primer entrenador en la escuela de fútbol de Ciudad Badía. Toni recoge lo que ha sembrado. El lado mágico de la fuerza es un documental que si lo traduzco al inglés, y sin que nadie conozca a Toni ni la ELA, triunfa fijo. Porque la historia de Anty García llega a todo el mundo. Porque habla de una vida dedicada al fútbol y sobre todo de la actitud, capacidad de trabajo, solidaridad y compañerismo para afrontarla".

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad