Sara Carbonero | Instagram

“¡Pobre Sara Carbonero!”. Ojo a la última hora (y la cuenta Iker Casillas)

stop

Así responde el de Móstoles cuando le preguntan por sus problemas de salud y los de la toledana

21 de julio de 2019 (12:08 CET)

​Iker Casillas vivió un encuentro muy especial este viernes. El Oporto, club en el que actualmente el ex internacional español ejerce de enlace entre la plantilla y la directiva, jugó un partido en la ciudad portuguesa de Portimao, en el que se enfrentó al Real Betis, en un choque correspondiente a las semifinales de la Copa Ibérica Un equipo verdiblanco donde el ex capitán de Real Madrid guarda viejos e íntimos amigos.

Iker Casillas rememora viejos tiempos

Por ejemplo, se reencontró con Marc Bartra, con el que había compartido vestuario en la Selección Española. “Porque todos los momentos duros nos hacen más fuertes y mejores personas. Una alegría volver a verte amigo", escribió el central catalán en las redes sociales al de Móstoles.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Me alegra ver buena gente. Abrazo y suerte @marcbartra @laliga #laligaworld

Una publicación compartida de Iker Casillas (@ikercasillas) el

Otro con el que se vio las caras fue con Joaquín. Ambos estuvieron hablando durante un largo rato al lado de los banquillos. El delantero incluso le entregó un obsequio en nombre del club bético. Este consistía en la nueva camiseta de portero del Betis. ¿Sería una declaración de intenciones del conjunto andaluz?

Bromas aparte, uno de los temas que salió en la conversación fue el estado de salud de Iker y el de Sara Carbonero. Cabe recordar que él sufrió un infarto de miocardio en mayo y a ella le detectaron un tumor maligno en el ovario.

Iker Casillas habla sobre sus problemas de salud y los de Sara Carbonero

Un asunto por el que las cámaras de LaLiga allí presentes también le preguntaron. Peor Iker no quiso dar detalles. "Estamos bien, estamos bien y seguimos recuperándonos", respondió el meta sobre el asunto.

Una muestra más de que la pareja prefiere llevar sus problemas de salud con discreción. No son de los que les guste dar pena. Todo lo contrario.  

“¡Pobre Sara Carbonero!”, apuntan algunos, refiriéndose a lo fuerte que hay que ser para llevar todo lo relacionado con su enfermedad en silencio. “Sé fuerte”, le insisten en las redes.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad