Las alternativas que proponen los futbolistas a las primas a terceros

stop

La AFE lanza cuatro ideas para mantener la motivación de los equipos aunque no se jueguen nada y se muestra contraria a los pagos por ganar

Luis Rubiales defiende la postura de los jugadores ante algunos testigos de excepción como Andrés Iniesta, Xavi Hernández y Juanfran Torres | EFE

11 de mayo de 2016 (19:40 CET)

La Asociación de Futbolistas Españoles (AFE) presidida por Luis Rubiales ha lanzado este miércoles un doble comunicado en el que se posiciona en contra de las primas a terceros y propone algunas alternativas para evitar esta situación que según advierten algunos periodistas, como Josep Pedrerol, es común en el fútbol español. A continuación, el contenido de los dos comunicados:

EN CONTRA DE LAS PRIMAS

Cuando los finales de liga son ajustados y se llega a la última jornada con objetivos deportivos en juego (título, competiciones europeas, ascensos, permeancia) los medios de comunicación recuperan el tema recurrente de las primas a terceros.

Para la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE) es la falta de incentivos por parte de la competición la que motiva que en estas situaciones reaparezcan una y otra vez los rumores sobre primas a terceros que ponen en el punto de mira la honestidad de los futbolistas cuando la iniciativa de estas prácticas nunca parte de ellos.

"Cuando se habla de primas a terceros todo el mundo vuelve la mirada a los futbolistas y es injusto que así sea porque somos precisamente quienes defendemos sus derechos los únicos que hemos presentado propuestas concretas para evitar que tengan lugar estas prácticas", aseguró Xavi Oliva, gerente de AFE.

En un escrito remitido hace más de un año a la Comisión Federativa creada para abordar la colectivización de los derechos televisivos, AFE propuso una serie de medidas encaminadas a crear los mecanismos dentro de la propia competición que generaran los incentivos necesarios para que desaparecieran del fútbol los rumores sobre primas a terceros.

"Se trata de dar un valor económico a los puntos obtenidos en las últimas jornadas, con un sistema parecido al de la Champions League, de manera que hasta la última jornada los equipos puedan obtener ventajas de la victoria, de manera que no haga falta un incentivo externo", explica Oliva.

AFE tiene claro que las primas que parten de un club diferente al propio están prohibidas por el reglamento federativo y en ningún momento alienta este tipo de prácticas.

No estamos a favor de que se legalicen las primas a terceros como insinúan algunos medios por unas declaraciones realizadas en 2014 por Luis Rubiales con motivo de un caso concreto en el que se comparaba una sospecha de unas primas a terceros con el amaño de partidos.

Rubiales afirmaba que el amaño era un delito y que en el caso de las primas a terceros el problema legal radicaba en la existencia de dinero negro y en el incumplimiento de las normas federativas y que por eso la única solución era recurrir a incentivos legales, que no es lo mismo que legalizar las primas a terceros.

Según Rubiales estos incentivos deberían ser generados por mecanismos propios de la competición, como él mismo y la Junta Directiva de AFE comunicaron en la propuesta dirigida a representantes de La Liga de Fútbol Profesional y de la Real Federación Española de Fútbol que se adjunta a este comunicado.

"Desde que hicimos la propuesta en 2015 la situación se ha agravado ya que a la falta de incentivos legales se une el incremento de la brecha de financiación entre los clubes de Primera y Segunda División a causa del desequilibrio en el reparto de los derechos televisivos", concluye Oliva.

La diferencia entre el equipo que menos recibe de primera (40 millones) y la media de lo que recibe cualquier equipo de segunda (9) supera los 30 millones y eso hace que la amenaza del descenso pueda poner en la mente de los implicados la posibilidad de recurrir a estas prácticas prohibidas.

CARTA A LA COMISIÓN FEDERATIVA

Estimados componentes de la recientemente creada Comisión Federativa que trata los asuntos de la colectivización de los derechos audiovisuales del fútbol profesional español.

En nombre de AFE y a la vez como componente de la citada Comisión, quiero transmitiros la inquietud que en nuestra Asociación genera el debate histórico sobre las llamadas "primas a terceros", entendiendo que en esta mesa se establece una oportunidad idónea para que todas las partes hagamos aportaciones en la búsqueda de una competición en la que se regulen ciertos aspectos con la finalidad de evitar estas supuestas prácticas.

Creemos en la honestidad y los valores del deporte y más concretamente del fútbol como base fundamental del "fair play", no obstante lo cual, cada temporada se dan circunstancias en las que determinados equipos no tienen ningún incentivo deportivo una vez que se han conseguido los r,etos marcados o se da la imposibilidad de llegar a conseguirlos. Pese a ello, otros equipos siguen luchando hasta el último minuto por estos objetivos.

De este modo, nos encontramos con el susodicho debate, debido a que habría quien pudiera pensar que unos colores determinados podrían verse afectados al disminuir la motivación deportiva de aquellos que compiten contra otros colores que luchan por idénticos objetivos. De sobra es conocido por todos nosotros el desastre económico que supone un descenso de categoría (disminución de más de 15 millones de euros), no entrar en competiciones europeas o no conseguir un ascenso.

Este enorme golpe económico sumado al deportivo y social, pudiera ser una de las causas de dicho debate. Se podría entender que de ahí surge el pensamiento de estimular por un tercero (pudiendo no ser un Club) con el objetivo de "compensar" esa supuesta falta de motivación (que en ningún caso estaría justificada en el buen profesional), pero que en ningún caso podemos evitar que ese pensamiento, cuando un tercero se juega mucho, esté presente, y que además podría acarrear diferentes situaciones lícitas que, de estar inmersos aún en la lucha por un objetivo, no cabrían esperar, como por ejemplo:

- 'Dar descanso" a determinados futbolistas importantes que han jugado muchos minutos, o con alto riesgo de lesión o que podrán ser convocados con sus selecciones. 'Dar la oportunidad" a jugadores de la cantera para ver si son válidos en un proyecto de futuro.

- 'Premiar" a futbolistas no habituales por su buen comportamiento y compromiso durante la temporada pese a haber tenido un rol secundario, etc.

Como estas u otras cuestiones (algunas más subjetivas, otras en cambio más objetivas), hacen que se den interpretaciones y supuestamente acciones que queremos corregir en el mundo del fútbol, desde AFE lanzamos propuestas en esta dirección aprovechando la coyuntura actual para hacer ver nuestra preocupación al respecto.

ALTERNATIVAS A LAS PRIMAS

Por ello, y respetando la legitimidad por parte de los Clubs / SADs de fijar los criterios del reparto del porcentaje para ellos destinado así como las competencias de la RFEF y LFP en materia normativa u otras, proponemos un debate en el que se establezcan aportaciones de todos los presentes y, en este sentido, sugerimos estudiar las siguientes:

1. AYUDA AL DESCENSO. Sería interesante que se valore la opción de aumentar la compensación durante las tres temporadas siguientes a quienes sufran un descenso de categoría, con el fin de evitar/minimizar la catástrofe económica que supone esta pérdida de categoría.

2. MAYOR APORTACIÓN ECONÓMICA A LOS CLUBES/SADs DE 22 DIVISIÓN A. Aun conociendo que las distancias en los ingresos televisivos en el futuro no serán tan acusadas en una misma categoría, creemos que es el momento perfecto para que la situación económica de la 2? División A sea mejorada ostensiblemente con mayores ingresos, minimizando así el insalvable escalón actual de ingresos recurrentes previamente mencionados.

3. AUMENTAR EL VALOR ECONÓMICO POR PUNTO. Planteamos la creación de unas pautas que doten de valor económico a cada punto conseguido en la competición liguera. De este modo, del monto que llegue a cada Club/SAD, siempre habrá en juego, hasta el último encuentro, una cantidad económica importante, y al establecer los mecanismos que hagan repercutir parte de estos ingresos tanto a técnicos como a futbolistas, evitamos que un tercero se pueda sentir perjudicado por una supuesta disminución de la competitividad. Quizás haya de ser un sistema a instaurar en el último tercio de campeonato o durante toda la temporada.

4. INCENTIVOS DEPORTIVOS FUTUROS. Podría articularse también una serie de contrapartidas deportivas por clasificación, como por ejemplo, entrar una ronda posterior en la Competición de Copa para quienes ostenten un mejor resultado clasificatorio en la temporada anterior.

En definitiva, nos gustaría, desde el respeto al resto de componentes de la Comisión, poner encima de la mesa este importante debate.

Agradeciendo vuestra más que segura predisposición, aprovecho para enviaros un cordial saludo. 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad