Infierno en casa de Shakira: la que se montó con Piqué a su regreso de Roma | EFE

Infierno en casa de Shakira: la que se montó con Piqué a su regreso de Roma

stop

Así llegó el central a su domicilio en Barcelona

11 de abril de 2018 (13:19 CET)

Lo dijo Sergio Busquets. “Es el golpe más duro desde que estoy en el FC Barcelona”. La derrota del equipo azulgrana en el partido que este martes disputaron contra la Roma (3-0), en el encuentro correspondiente a la vuelta de los cuartos de final de la Champions League y que apeó a los culés de la competición fue la decepción más grande para la parroquia culé de los últimos 15 años. Como mínimo.

El Barça vivió el peor momento de los últimos años

Al margen de los males mayores que sufre el club azulgrana, los jugadores firmaron uno de los peores partidos de sus carreras. Así se pudo comprobar cuando se marcharon abatidos del Estadio Olímpico de la capital italiana.

Asimismo, tal y como apuntó el propio Busquets, el año pasado también se perdió 4-0 contra el Paris Saint-Germain y 3-0 contra la Juventus de Turín, pero fue en los partidos de ida, con lo que el dolor fue diferente: “Te mentiría si te dijera que nos va a servir de algo, porque el año pasado caímos en una situación similar, solo que el año pasado fue en la ida y no así”.

Junto al de Badia del Vallés, a Leo Messi, Andrés Iniesta y a otros cracks culés también se les vio decepcionados como nunca. Y también a Gerard Piqué.

Gerard Piqué, el más tocado

El central es a uno a los que más duele cuando el equipo pierde. Es el que peor lo lleva. Más aún viendo como el Real Madrid este miércoles, con casi toda seguridad y salvo hecatombe madridista, se clasificará para las semifinales de la máxima competición continental.

Tensión en casa de Shakira

Cuentan en este sentido fuentes cercanas al jugador, que en estas ocasiones lo mejor es dejar al jugador desahogarse y pero no decirle nada al respecto. Lo sabe Shakira, que a pesar no atravesar el mejor momento de su relación con el jugador, está muy pendiente de lo que le ocurre al padre de sus hijos, y que anoche lo mejor era no decirle nada y dejarlo solo.

En este sentido, Shak sabía que Piqué llegaría muy tocado, y así fue, tal y como aseguran los que le vieron enfilar el camino hacia su domicilio.

Con todo, si en la vivienda de los Piqué-Mebarack ya se respiraba la tensión por los últimos acontecimientos, anoche se pudo incluso palpar. “Nunca se había visto a un Piqué así”, aseguran.