El lío de faldas de Mourinho

stop

El técnico ocupa el tiempo libre a la espera de una oferta de trabajo

José Mourinho no dejará que el Madrid salga de rositas si se llevaa De Gea | EFE

22 de abril de 2016 (10:19 CET)

José Mourinho es tan duro en la vida privada como en la pública. El técnico de fútbol, ahora en paro, mira con desconfianza la relación de su hija, Matilde, con un chico inglés de buena familia y mala fama: Danny Graham. Hay culebrón para rato.

Matilde y Danny llevan juntos cinco meses. En este tiempo, han viajado a Lisboa y a Setúbal para que los padres de Mourinho conozcan al afortunado. Graham es de buena familia, ha estudiado en uno de los mejores colegios de Londres (con expediente regular), pero no encaja en el perfil de chico que The Special One busca para Matilde.

El origen del conflicto es la fama que tiene la familia Graham. Especialmente sus hermanos se jactan de se mujeriegos y soberbios. "Soy el último playboy que queda en Reino Unido; las chicas que quieran estar conmigo deben tener clase; de otro modo, no perderé tiempo en mirarlas", ha dicho uno de los hermanos. Mou teme que Danny sea igual. Su mujer, sin embargo, defiende el noviazgo de su hija. La familia merece ya un reality en televisión.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad