Sara Carbonero EFE

El grave problema que obliga a Sara Carbonero a salir de Oporto de forma urgente

stop

La vuelta a Madrid de la periodista está más cerca que nunca

12 de junio de 2020 (12:45 CET)

Sara Carbonero e Iker Casillas no pasan precisamente por un buen momento. Ojo, nada tiene que ver con sus respecticos problemas de salud. En este sentido, tanto el deportista como la periodista parece que van avanzando a pasos agigantados.

El lío llega con el futuro de Iker más allá del fútbol. Y es que no es ningún secreto que, pese a que aún no se ha anunciado de forma oficial su retirada, es ya más que probable que el portero cuelgue las botas de forma definitiva. El infarto que sufrió hace ya unos meses ha provocado que la retirada esté más cerca que nunca.

La salida de Oporto

Eso sí, cuentan los que mejor conocen a Casillas que su idea es seguir vinculado al mundo del fútbol. Es por eso que hace unos meses anunció que su idea era la de presentarse a la elecciones para ser presidente de la RFEF. Una idea que no parece que tenga buen final.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Sí, me presentaré a la Presidencia de la @somosrfef cuando se convoquen las elecciones. Juntos vamos a poner nuestra Federación a la altura del mejor fútbol del mundo: el de España. He informado de esta decisión al presidente de mi Club, el FC Porto, al que solo puedo expresar mi más profundo agradecimiento. Estamos trabajando con el máximo respeto y decisión en nuestra candidatura. Más de 23.000 electores nos esperan en unas elecciones justas y transparentes. 139 asambleístas decidirán. Gracias a todos y todas por el cariño que he recibido y recibo. Vuestro apoyo y vuestra fuerza me animan. ¡A por ello! #IkerCasillas2020

Una publicación compartida de Iker Casillas (@ikercasillas) el

Y es que, como apuntan desde dentro de la entidad, parece que la candidatura de Casillas va perdiendo fuelle. Cuando se supo que lo intentaría, el revuelo fue importante. Pero ya entonces muchos apuntaron que iba a ser muy difícil que Iker, por muy querido que fuera, pudiera ganara a Rubiales.

El grave problema que tienen ahora Sara e Iker y que es muy probable que obligue a los dos a salir de Oporto y llegar a Madrid es que, con el coronavirus y la gestión que ha hecho Rubiales (con la paz con Tebas de por medio) no ha hecho otra cosa que fortalecer su postura frente a la de un Iker que va de capa caída.

Cuentan que lo que más preocupa a Casillas es que su imagen salga salpicada y caiga en desgracia. De ahí que una vuelta a Madrid, un terreno que domina mucho más que Oporto y en el que sí que puede hacer revertir su imagen, está más cerca que nunca. En breve será el propio Iker el que anuncie si sigue o no adelante.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad