Paula Echevarría | EFE

El descalabro empresarial de Paula Echevarría: marca arruinada y ultimátum en Telecinco

stop

Problemas laborales para la ex mujer de David Bustamante

07 de junio de 2020 (11:04 CET)

No corren bueno tiempos para Paula Echevarría. Por un lado, la ex mujer de David Bustamante ha perdido buena parte de su repercusión en el mundo de la interpretación. Por otro, la cosa va muy bien cuando se trata de promocionar productos de otras marcas, pero cuando le toca publicitar la suya, la cosa se va a pique.

En la primera parcela, a Paula le fue muy bien durante sus primeros años ejerciendo de actriz. Tanto que en Mediaset decidieron hacerle un contrato de exclusividad en 2017. Dado su éxito, la cadena privada quería hacer de Paula una de sus estrelles. Pero ha terminado siendo un fracaso absoluto.

Ultimátum en Telecinco

Su primer proyecto fue Los Nuestros 2. Una serie que cerró su último episodio con unas audiencias de un 10,2% de cuota de pantalla y 1.3 millones de espectadores. Teniendo en cuenta que la primera temporada, con Hugo Silva y Blanca Suárez como protagonistas, se cosechó una media de audiencias del 20% del share y de 3 millones de espectadores por capítulo, está claro que la cosa con Paula fue nefasta.

Tras aquello llegaron sus apariciones en Todo es Mentira, donde fue la entrevistada en el día del estreno del programa de Risto Mejide, o en Mi casa es la vuestra, de Bertín Osborne, donde aprovechó para promocionar la película Ola de Crímenes, que acababa de rodar como parte del contrato que tenía con Mediaset. Pero ninguno de los programas tuvo la repercusión esperada.

Y la película también pasó sin pena ni gloria por las salas de cine. Tanto es así que posteriormente trabajó en Si yo fuera rico, pero los productores decidieron eliminarla de los tráileres.

Un panorama que tiene muy nerviosos a Paolo Vasile y el resto de responsables del grupo, que habrían dado un último aviso a Paula. Si lo próximo que haga no funciona, se acabó su relación contractual.

Veremos si su siguiente trabajo en la serie Después del amor, basada en la novela homónima de la presentadora Sonsoles Ónega, obtiene buenos resultados.  Más le vale si quiere seguir ligada a T5.

Marca arruinada

Y mientras tanto, su marca comercial Space Flamingo se ha desinflado a la velocidad de la luz. Durante varios días estuvo promocionándola en su cuenta de Instagram. Pero de la noche a la mañana dejó de hacerlo. Y de hecho, la última publicación en la cuenta de la marca data del 9 de marzo. Un post que, contando el “like” de Paula, acumuló 357 “me gusta”. Los altos precios de las prendas que van desde los 89 euros de una sudadera, a los 462 euros para una cazadora de cuero, sumado al dudoso gusto del diseño, con unos flamencos vestidos de astronautas, han tenido un éxito nulo entre las consumidoras. 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

The timeless essentials🖤 #spaceflamingo #welcomeaboard 🦩🚀

Una publicación compartida de Space Flamingo (@spaceflamingo.es) el

Está claro que cuando se trata de promocionar otros productos, Echevarría es la reina. Infinidad de marcas patrocinan a la pareja de Miguel Torres, lo que ha provocado que algunos consideren su muro de Instagram un Teletienda. Pero cuando toca publicitar lo suyo, la cosa se hunde.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad