Sara Carbonero e Iker Casillas

Durísimo golpe a Sara Carbonero: “¡No hay nada qué hacer!”. Última hora inesperada

stop

La pareja de Iker Casillas no se lo puede creer

02 de abril de 2020 (13:43 CET)

Sara Carbonero se frotaba las manos hace unas semanas. La esposa de Iker Casillas ya se imaginaba haciendo las maletas y poniendo rumbo a España.

Iker llevaba meses trabajando para regresar a los terrenos de juego, después haber tenido que parar a causa del infarto que sufrió el pasado mes de mayo. Y estaba previsto que en marzo se sometiera a una serie de pruebas médicas que determinaran si podía volver a los terrenos de juego.

Algo que tenía extremadamente preocupada a Sara por los riesgos que ello conllevaba. Obviamente, Iker no hubiera vuelto al fútbol de élite si los médicos le hubieran indicado lo contrario. Pero la posibilidad de que Casillas volviera a ponerse los guantes tenía aterrorizada a la toledana.

Problemas para Iker Casillas

Pero todo cambió cuando Iker tomó la decisión de presentarse a las elecciones a la presidencia de la Real Federación Española de Fútbol. Las posibilidades de volver eran cada vez más pequeñas y decidió intentar hacerse un sitio en los despachos e la RFEF. Y Sara Carbonero se las prometía muy felices. Y ya no solo por poder dejar de padecer por su marido. En Madrid podría volver a estar cerca de los suyos.

Sin embargo, la crisis del coronavirus lo ha cambiado todo. “¡No hay nada qué hacer!”, avisan al ex capitán del Real Madrid y de la Selección Española. Por el momento Carbonero y Casillas no se moverán de Oporto. Y veremos qué ocurre cuando todo pase, pues Luis Rubiales ya dejó claro recientemente que las elecciones a la presidencia de la institución española son “lo último de la fila".

"El tema de las elecciones es secundario. Es lo último de la fila. Trabajamos en la continuidad de las competiciones. Después, plantearemos si se convocan o no. Hay que trabajar en la armonía", declaró Rubiales. De momento Sara tendrá que esperar. Y aguantarse.

Iker Casillas tampoco lo ve claro

Un asunto al que, además, Casillas hizo referencia en una conversación telemática con Fabio Cannavaro. "Tenemos ideas nuevas, pero el nombre no gana las elecciones”, avisó el meta al ex defensa. Y añadió: “Son complejas y saldremos a buscar los votos". Algo, esto último, que de momento no podrá hacer.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad