De tal padre, tal astilla

stop

Badía del Vallés rendirá homenaje a Antonio García a beneficio de su hijo 'Anty' en su lucha contra la ELA

Cartel del partido de homenaje a Anty y Antonio García, fallecido hace unos meses

05 de abril de 2016 (09:24 CET)

Badía del Vallés vivirá el sábado una jornada inolvidable. El CD Badía y la municipalidad badiense homenajearán a Antonio García, fallecido hace unos meses, artífice de la escuela de fútbol del club vallesano de donde salieron jugadores con cátedra futbolística como Carlos y Sergio Busquets, padre e hijo; Moisés Hurtado, David Pirri, Antonio García y Juan Burgos, entre otros. El homenaje a García será a beneficio de su hijo Anty en su lucha con la ELA, enfermedad neurogenerativa que afecta a las neuronas motoras del cerebro. Una selección de veteranos del CD Badía se enfrentará a un combinado de exjugadores del Barça, Espanyol, CE Premià, CD Blanes y CE Mataró.

Juan Burgos, entrenador de las categorías del fútbol base del CD Badía, ha sido el artífice del homenaje a Antonio García. Burgos ha contado con la entusiasta colaboración de José Martínez Valencia, responsable de Deportes del Ayuntamiento de Badía del Vallés. Los dos conocieron y entrenaron bajo los auspicios del padre de Anty. Juan Burgos, además, es tío de Sergio Busquets, mediocentro defensivo del FC Barcelona.

Diversión y formación

"Cuando falleció Antonio García, un grupo de personas vinculadas al CD Badía decidió hacerle un homenaje por lo mucho que trabajó en su día para hacer de esta entidad deportiva lo que es ahora, un club que transmite valores, donde los chicos vienen a divertirse pero también a formarse como personas", asegura Juan Burgos en uno de los chiringuitos del Estadio Municipal Sergio Busquets. La muchachada entrena alegre y dispuesta en el terreno de juego adyacente. De césped sintético; en la época de Carlos Busquets, Juan Burgos y Anty García era de tierra.

"Él organizó la escuela de fútbol donde hoy tenemos a trescientos chavales", continúa diciendo Juan Burgos. "Se preocupó de que los chicos no vinieran sólo a pasar el rato, sino a aprender la esencia del fútbol. Sí, el señor García es clave en la historia del Badía; consolidó y desarrolló el club y fue el responsable de que salieran canteranos como Carlos Busquets, su hijo Anty, Moisés Hurtado, David Pirri, Sergio Vallés, yo mismo… Que, sin llegar a jugar en Primera División", agrega, "jugué en Segunda División B con CE L'Hospitalet; y en Tercera División con el Terrassa FC, CE Europa, Sant Cugat Esport FC, con el San Fernando CD, cuando hice la mili en Cádiz...".

Un referente en el club

El tío del 5 del Barça recuerda a Antonio García (padre) enfrascado en la organización de un partido, un entrenamiento o un torneo. Siempre de acá para allá del campo, vigilando, corrigiendo, alentando. O en un pequeño despacho destartalado que había en el estadio. Su presencia en las instalaciones deportivas transmitía seguridad. "Yo lo recuerdo como una persona de referencia en el club. Entrabas, lo veías y decías: '¡Todo bajo control, está García!'. En Ciudad Badía todo el mundo lo relacionaba con el fútbol", rememora Juan Burgos.

 

*Juan Burgos, Anty García y su hermano David | Juan Carlos Pasamontes

"Era un tipo muy serio", añade el técnico del CD Badía. "García era exigente pero sin llegar a ser empalagoso. Conozco a padres de chicos que destacan un poco que se pasan el día repitiendo como loros: 'Mi hijo es un crack', 'mi hijo es Messi', 'mi hijo es tal o es cual'… No, no era una persona que se vanagloriara de que su hijo Antonio era un gran futbolista. Que lo era". Juan Burgos, amigo de la infancia de Anty, asegura que el hijo de don Antonio era un "fenómeno" como futbolista. "En el CD Badía han habido una serie de jugadores que han marcado la época buena del club y Toni siempre está entre ellos. Y por aquí han pasado jugadores como Pirri, excanterano del Barça que jugó en Primera con el CP Mérida; Carlos Busquets, ocho años en la primera plantilla del FC Barcelona; Moisés, excanterano del Espanyol; y, recientemente, mi sobrino Sergio. Y cito sólo a los más sobresaliente", subraya.

Cantera con 300 niños y niñas

El CD Badía del Vallés milita en el grupo 6 de la Tercera Catalana. Con 59 puntos, ocupa la cuarta plaza de la clasificación, al frente de la cual está el Tibidabo Tour Romeu. Tiene un fondo de cantera de cerca de 300 niños, cuando hace unos años no sobrepasaban los 120. Según Juan Burgos, se debe a que, ahora, la escuela de fútbol admite a niños y niñas a partir de los cuatro años, cuando antes había dos equipos alevines, dos infantiles y un juvenil; no había cadetes. Hoy, por tener, incluso tienen un infantil-cadete femenino y niñas repartidas en otros equipos. "Hasta este año, el CD Badía tenía tres equipos femeninos: el amateur, que desapareció la temporada pasada; el infantil-cadete, que se mantiene; y el alevín, que, al desintegrarse, hemos tenido que repartir a las niñas entre otros equipos porque no podíamos completar uno entero", dice el técnico badiense.

*Juan Burgos, Anty García y David García con canterqanos del CD Badía del Vallès| Juan Carlos Pasamontes

Otra pata importante del homenaje a Antonio García, y por extensión, a su hijo Anty, ha sido el hermano de Toni e hijo de Antonio García, David García. "Es el verdadero hacedor del homenaje, la persona que nos pone las pilas", remarca Juan Burgos. "Está súper implicado en esta historia. Él fue quin nos dijo que podíamos solapar el homenaje a su padre con el problema de su hermano. Nos ha estado incordiando todos los días, pero nosotros estamos encantados. Conozco a Anty desde hace muchos años y sabemos que está pasando por un trance muy difícil. Y si podemos ayudar, ayudamos. Y en cuanto a su padre, nos apetecía homenajearle por todo lo que hizo en vida por el Badía. Lo hacemos encantados", remarca el tío de Sergio Busquets.

Estrecha relación fraterna

"Hablando un día con un grupo de padres que, de niños, estuvieron jugando al fútbol con mi padre, convenimos que sería una buena idea hacer algo chulo por mi padre que, como decía Juan [Burgos], dejó una huella imborrable en el CD Badía", afirma David, hermano de Anty García. "El fútbol era importante para mi padre, pero mucho más importante era la educación de los jugadores como personas. Se tenía muy presente el colegio, que los chicos sacaran buenas notas… Por desgracia, mi padre falleció hace seis meses. Pensamos que la mejor despedida futbolística que podíamos darle era ayudando a su hijo con el problema del ELA. Mi padre sigue ayudando incluso sin estar. Juan dice que yo he estado aquí metiendo caña, pero si no hubiera sido por ellos yo no hubiera podido hacer nada. Eso es así. Han hecho lo que les he pedido y más. Son personas que han demostrado que tienen mucho cariño a mi padre y a mi familia en general, y nosotros a ellos, por supuesto".

"Siempre lo he admirado"

Anty es nueve años mayor que David. De pequeño, siempre cuidó de él. Ahora es David quien asiste a Anty. Lo quiere, se quieren con locura. "La pasión de Antonio por el fútbol me la supo transmitir a mí de alguna manera", dice David García. "Siendo jugador del Barça, estaba en casa y jugaba conmigo en la calle, nos íbamos a correr, a entrenar… Recuerdo que con el Mundial del 86, el de Maradona, me despertaba por la noche para ver los partidos. Y allí estaba yo muerto de sueño. Pero la pasión de mi hermano, las ganas de ver fútbol y lo que transmitía Maradona cuando jugaba, hacía que todo fuera muy emocionante. Pero lo que yo hago ahora no es muy diferente a lo que hacíamos los dos hace diez años. Que es ir de aquí para allá, montar cosas, jugar partidos amistosos, reírnos… ¡Estar juntos! Él siempre me cuidó a mí y ahora tenemos que cuidarnos el uno al otro. Y vale lo mismo para el resto de mis hermanos. Somos una familia muy unida. Siempre he admirado a mi hermano. Para mí ha sido el jugador más grande que he visto. Tengo otros hermanos que también han sido futbolistas, pero para mí él ha sido único. Siempre lo he admirado, como futbolista y como persona".

El homenaje de Premià de Mar

Anty García ya fue objeto de otro emotivo homenaje en Premià de Mar, en noviembre pasado. Con el CE Premià logró el ascenso a la Segunda División B en la temporada 1992-93. Se volcó con él el presidente del Premià, José Antonio Alonso; el alcalde la localidad, Miquel Busch; la Escola Brafa, donde trabaja desde hace más de veinte años; y el FC Barcelona, estuvieron Carles Rexach, Quique Costas, Jordi Roura, entre otros. "El homenaje de Badía estará a la altura del de Premià, seguro. Pero hay un componente diferente. Yo soy de aquí. Llegué a Ciudad Badía cuando tenía ocho años, empecé a jugar aquí y lo que aprendí, lo aprendí aquí. Para mí, si cabe, será mucho más especial que el de Premià de Mar. Por todo lo que ya se ha hablado y, sobre todo, por la figura de mi padre. Porque la figura de García, en este caso, está por encima. García y otra gente dieron forma a la escuela de fútbol. Son personas que se involucran sin pedir nada a cambio, que quieren al club y permanecen en él hasta que dejan de estar. Para mí será un día muy especial, sí".

De tal padre, tal astilla.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad