Cristina Pedroche pega un palo a Anne Igartiburu

stop

La presentadora vallecana suelta fina ironía contra su contrincante en las campanadas

El accidente de Cristina Pedroche en Madrid

22 de febrero de 2017 (18:05 CET)

Cristina Pedroche ha pasado a la acción. La modelo y presentadora vallecana hace muchas veces el papel de tonta en la pequeña pantalla, pero de tonta no tiene ni un solo pelo de su larga y morena melena.

Ello ha quedado demostrado, una vez más, en una entrevista que ha concedido a El Periódico de Catalunya. En ella, la presentadora de Tú sí que sí comenta sus recientes polémicas.

Por ejemplo, recientemente fue acusada de plagio. Ocurrió con las polémicas campanadas de fin de año, que cada vez están más calentitas.

Cristina Pedroche lució entonces un vestido de Pronovias. Pero, rápidamente, surgieron críticos del mundo de la moda acusando a la firma de copiar un vestido del diseñador sudafricano especializado en corsés Mister Pearl.

Ella no tuvo problemas en abordar una polémica que, en realidad, salpicaba más a Pronovias: "Ya lo dijeron el año pasado y me da igual. Pero a mi me viene muy bien que hablen de mí".

Más contundente fue al ser preguntada por Anne Igartiburu y el zasca que le soltó tras las campanadas que dieron entrada a 2017. La forofa del Rayo Vallecano pasó a la acción.

"Me sorprende que se líe tanto por un vestido. No es una cuestión de un vestido, que es el hashtag que utiliza mi amiga Anne Igartiburu. Es verdad porque ella es ideal", dijo, tirando de cierta ironía y con evidente retintín en su frase final.

Entonces, Cristina sacó pecho: "No hace falta irse muchos años atrás cuando otras cadenas sacaron a sus presentadores mucho más desnudos que yo y no hicieron la audiencia que he hecho yo. No es cuestión de eso".

Y aprovechó para ponerse en valor: "Hay tías que son increíbles y que se pondrían ese vestido y pasaría desapercibido. Es que soy yo, que todo lo que hago provoca polémica y unos lo apoyan mucho y otros lo odian muchísimo".

Queda claro que a Cristina Pedroche no le falta personalidad. Y tampoco ego.