Cristina Pedroche | EFE

“¡Esta tía es un gremlin!”. Cristina Pedroche o la foto sin peinar que asusta a España

stop

La imagen de la estrella de Atresmedia que incendia las redes sociales

21 de enero de 2019 (12:30 CET)

​Cristina Pedroche ha vuelto, una vez más, a poner las redes sociales patas arriba. En concreto Instagram. Si con la foto que publicó el pasado sábado en la que aparecía lavando platos no había tenido suficiente, apenas un día después volvió a crear mucha polémica.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Yo los sábados friego así jajajajajaj🤣🤣🤣🤣

Una publicación compartida de cristipedroche (@cristipedroche) el

¿Cómo? Publicando una imagen en la que aparece despeinada. Una foto que ha generado toda clase de reacciones. Eso sí, la gran mayoría de ellas no es que hayan sido precisamente positivas.

La foto que asusta a España

Cristina apuntaba lo siguiente al lado de la imagen: “Hoy ha sido uno de esos días en los que la pereza casi consigue que no salga a correr. He estado casi una hora tirada en la cama inventándome mil excusas para no salir, que si el frío, que si me parecía que me dolía un poco el pie, que si el dolor era de cabeza...
Vamos, tonterías. Al final he salido y he hecho 10k en 54 minutos y medio. (Lo que para mí es bastante buen tiempo)
Ahora me siento genial y siento que me voy a comer el mundo, literal”.

Y claro, muchos han aprovechado ese texto para atacar a la colaboradora de Zapeando: “Deberías de haberte mirado al espejo. Excusa perfecta para no haber salido. Por qué con esa cara no sé dónde vas”, “Pues para haber ido a correr tienes mala cara...”, “Nunca me ha parecido guapa. Al contrario para mi gusto es súper fea”, “Vas sin cejas” o “¡Está tía es un gremlin!” son algunos de ellos.

No es la primera vez

Lo cierto es que no es la primera vez que Pedroche cuelga una foto así (sin peinar) en sus redes. Y, como ya ha pasado en otras ocasiones, la respuesta ha sido siempre la misma: críticas y alabanzas a partes iguales. El problema es que las críticas son cada vez más y más duras.

Por suerte, ella no le hace el más mínimo caso. Sigue a lo suyo y cuelga, cómo no, lo que quiere y cómo quiere. Bien por Cristina.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad