Xavi Hernández puede ir a juicio si no paga cuatro millones de euros a Hacienda

stop

La Agencia Tributaria reclama esta cantidad al jugador por sus derechos de imagen y el futbolista se niega a pagar

Xavi Hernández se coloca el brazalete de capitán del Barça en Ipurúa, contra el Eibar | V.Malo - Diario Gol

29 de marzo de 2015 (13:10 CET)

Xavi Hernández, como la mitad del FC Barcelona, está en el punto de mira de Hacienda. Diario Gol dio los detalles sobre este controvertido asunto hace algunas semanas y este domingo ha trascendido que la Agencia Tributaria (AEAT) le reclama cuatro millones de euros. Cantidad que, por otra parte, Xavi se niega a pagar porque considera que pagó correctamente los impuestos en 2014, asumiendo el riesgo de que se abra en su contra una eventual causa penal.

El capitán del Barça, que jugará en el Al Sadd de Catar la próxima temporada, está acusado de defraudar tres de los cuatro millones en concepto de derechos de imagen. Es el mismo motivo por el que se han abierto inspecciones fiscales a Gerard Piqué, Andrés Iniesta, Carles Puyol y Samuel Eto'o. También en el caso Neymar hay una discusión abierta en torno a este asunto.

Se trata de la famosa regla 85-15. Es decir, de la totalidad de salario que percibe el jugador en el Barça, el 85% se considera retribución laboral y tributa al 52% del IRPF (56% en Cataluña en años anteriores). El 15% restante se paga en concepto de derechos de imagen y los futbolistas tienen la posibilidad de cobrarlo a través de sus sociedades de imagen, lo que les supone pagar solamente el 25% de impuestos con arreglo al Impuesto de Sociedades.

900.000 euros de pagos al representante

Los otros 900.000 euros que reclama el fisco corresponderían a las supuestas comisiones que se ha llevado el representante de Xavi, Ivan Corretja, en las negociaciones de sus contratos, según apunta La Vanguardia. Al parecer, este dinero no tendría que pagarlo el club, sino el propio jugador.

El caso de Xavi, como el de los restantes futbolistas nombrados –aunque todos tengan sus particularidades– es sensiblemente distinto de lo que ha llevado a Leo Messi a estar, prácticamente ya, sentado en el banquillo de los acusados. En el caso del astro argentino, acusado de la comisión de un delito contra Hacienda, hay todo un entramado de sociedades –algunas reales y otras ficticias, y varias en paraísos fiscales– que complican el asunto. Xavi, sin estar en una situación tan comprometida, también se expone a ir a juicio si no colabora y paga lo que le pide la AEAT.   

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad