Tomás Moral convoca a la familia del balonmano catalán el 20 de octubre

stop

El presidente de la FCH llama a los 12.000 jugadores federados para que se movilicen por la supervivencia del deporte en Cerdanyola

El presidente de la Federación Catalana de Balonmano, Tomás Moral | V. Malo

15 de octubre de 2014 (23:30 CET)

El presidente de la Federación Catalana de Balonmano (FCH), Tomás Moral, ha convocado a toda la familia del balonmano catalán en la Plaza del Ayuntamiento de Cerdanyola del Vallès el próximo 20 de octubre a las 18:30 horas. Así lo anunció en una rueda de prensa que ofreció en el Colegio de Abogados de Barcelona.

Políticamente correcto, por la cuenta que le trae, Moral reconoció que en estos momentos la subsistencia del balonmano catalán está en manos de la alcaldesa de Cerdanyola, Carme Carmona. En este sentido, el presidente de la FCH confirmó la convocatoria de una movilización por la supervivencia de la 'Fede' bajo el lema "Catalunya vol handbol" (Cataluña quiere balonmano).

La familia del balonmano catalán, contando jugadores, entrenadores, árbitros y directivos está compuesta de 12.000 personas, a las que se unen todos los aficionados de un deporte con historia en España y en Cataluña. No en vano, la FCH se fundó hace 73 años. Ahora se arriesga a desaparecer por muchos motivos: mala gestión, inversión por encima de las posibilidades y, últimamente, por la falta de entendimiento con el Ayuntamiento de Cerdanyola.

Los actos previstos que se llevarán a cabo, tras solicitar todos los permisos pertinentes para realizar la manifestación, consistirán en que todos los asistentes lleven una pelota de balonmano. Asimismo, se entregará una carta a la alcaldesa, que recibirá a los manifestantes, y se leerán algunos parlamentos y manifiestos mientras se hace un encendido colectivo de velas. De luto.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad