Show Márquez: "En Cervera llueve gasolina"

stop

Los hermanos Marc y Álex, campeones del mundo de motociclismo en 2014, contagian su alegría en un espectacular homenaje de tres horas

Álex Márquez, Marc Márquez y Álex Crivillé, durante la celebración en Cervera | Gerard Mateo

15 de noviembre de 2014 (23:23 CET)

Dos horas de rúa por Cervera (Lleida) y una más de espectáculo en el escenario ha durado la celebración de los hermanos Márquez, campeones del mundo de motociclismo en 2014. La localidad, de 9.000 habitantes, ha recibido con color y ruido a sus vecinos más famosos a pesar de que la lluvia ha hecho intento de aguar la fiesta.

[FOTOGALERÍA: LAS MEJORES IMÁGENES DE LA FIESTA]

"Si tengo un hijo lo llamaré Marc Márquez", comentaba una de las miles de aficionadas a su compañero antes del inicio de la celebración. El mayor de los hermanos tiene más tirón, por ahora, que el novato ganador de Moto3, como atestiguan las banderas rojas que engalanan los balcones del pueblo e inundaron las calles durante la fiesta. El azul de Álex, no obstante, se hace hueco entre los vecinos.

Parlamentos en castellano

Marc, Álex, sus respectivos equipos y sus padres, Julià y Roser, han encabezado la comitiva montados en un camión descubierto. El recorrido ha comenzado en el restaurante Bona Teca, lugar de encuentro de los fans de los pilotos. Las motos de cientos de moteros llegados de todo el territorio catalán han rugido para escoltar la caravana de los campeones hasta la plaza Pío XII, donde ha continuado la fiesta.

La lluvia ha amagado de deslucir la celebración sin éxito. "En Cervera llueve gasolina", ha repetido Marc Márquez. La afición se ha acordado del rival de Álex Márquez en la tercera categoría con gritos de "bote, bote, bote, Miller quien no bote" y "Miller, cabrón, saluda al campeón". Los protagonistas han realizado los parlamentos en castellano "para que los entienda todo el mundo".

Un momento histórico

Aficionados de todas partes se han acercado a Cervera para felicitar a los campeones. Sobre el escenario, autoridades políticas y los familiares han acompañado a Marc y Álex. El pequeño de los hermanos ha ejercido de speaker para presentar a su equipo. Marc, siempre sonriente, ha evitado este paso porque ya lo hizo "hace dos años". "Este es el equipo que quiero que me acompañe hasta el día en el que me retire", ha matizado el bicampeón. Su mánager, Emilio Alzamora, y el excampeón del mundo de la categoría reina del motociclismo Álex Crivillé se han sumado al show en el escenario.

El homenaje ha concluido con los Márquez bailando, fuegos de artificio y con la promesa de Álex y Marc de, por lo menos, intentar repetir los éxitos presentes en el futuro más inmediato. Nunca antes dos hermanos habían conquistado el mundo en el mismo año.

Cuatro momentos de la celebración de Álex y Marc Márquez en Cervera

Cuatro momentos de la celebración de Álex y Marc Márquez en Cervera | Gerard Mateo

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad