Sandor Martín, la gran promesa del boxeo en Barcelona

stop

El púgil del KO Verdún aspira a enfrentarse a Daniel Rasilla, campeón de España del peso superligero, y asegura que "la agresividad está controlada" en el boxeo

Sandor Martín con su entrenador, Rafa Martín / José Eizaguirre

03 de octubre de 2012 (14:20 CET)

El boxeo golpea fuerte en tiempos de crisis. En Barcelona, una ciudad con gran tradición boxística, aumenta el interés por las veladas y destaca un chaval de 19 años del KO Verdún: Sandor Martín. Rafa Martín, su padre, fue campeón Ibérico del peso medio y su madre, Inma Clemente, es la distribuidora oficial en España de Charlie, la marca de material deportivo más preciada en los deportes de contacto. Mientras termina de dar una clase matinal, Sandor bromea: "Yo casi nací en el gimnasio". Habla con devoción, rodeado de fotografías de épocas gloriosas y trofeos de su padre y Amadeo Peña, figura mítica de este gimnasio que derrotó a Xavi Moya en 2000, en el Palacio de la Vall d'Hebron.

"El boxeo es una forma de vida y te permite conocer las cosas buenas y malas de las personas", asegura Sandor, que cada mañana se entrena durante una hora y media antes de impartir sus clases. "El boxeo nunca ha muerto y es un deporte mucho más mediático de lo que piensa la gente. El combate entre Julio César Chávez júnior y Maravilla Martínez, retransmitido por Marca TV, tuvo una cuota de pantalla del 22%", recalca.

Siete combates, siete victorias

Tres veces campeón de Catalunya y una de España como boxeador amateur, Sandor inició su carrera profesional el 5 de octubre de 2011. Desde entonces, ha disputado siete combates y los siete ha ganado (tres por KO). Ahora, su gran reto es el Campeonato de España superligero. El cántabro Daniel Rasilla es el actual campeón y el título saldrá a subasta. Por él pujarán varios promotores, que deberán entregar sus ofertas en un sobre cerrado. Uno de los aspirantes es Javi Gallego, actual promotor del boxeador barcelonés.

"Sinceramente, creo que estoy capacitado para luchar por el Campeonato de España y me encantaría ganarlo en 2013 por dos motivos. Porque el año que viene se cumplirán 50 años del primer campeón del peso superligero y porque puedo ser el campeón más joven de la historia [Carlos Solé fue campeón con 20 años y 8 meses]. Y ganarlo en Barcelona sería increíble", proclama un entusiasta Sandor, entrenado por Rafa en plena competición. "Mi siguiente reto sería revalidar el título porque prefiero reivindicarme como campeón antes que optar al Campeonato de Europa", añade.

Quiere estudiar INEF

Sandor es una persona directa, de trato afable y una auténtica enciclopedia del boxeo que ha visionado cientos de videos de los mejores combates de la historia. Actualmente estudia un grado superior de Educación Física en la Escola Pia de Sarrià y le gustaría cursar INEF dentro de un año. Por ello, rechaza que el boxeo sea incompatible con los estudios y recuerda que una de las mejores boxeadoras del mundo, su compañera Loli Muñoz, es licenciada en Matemáticas. Con la misma convicción niega que el boxeo sea un deporte violento: "Hay más muertes en otras modalidades que en el boxeo. Es un deporte de contacto, pero sobre todo es un deporte sano en el que la agresividad está controlada. A mí nunca me han roto nada y todas las peleas acaban con un abrazo o un saludo al rival", concluye Sandor, presente y futuro del boxeo en Barcelona.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad