¿Por qué la Bundesliga seduce a Pep Guardiola?

stop

El campeonato alemán es el segundo que genera más ingresos, los campos están llenos y ningún club ha entrado en concurso de acreedores en toda su historia

Imagen de un partido entre el Bayern y el Borussia Dortmund en el Allianz Arena / Archivo

21 de enero de 2013 (16:18 CET)

La Bundesliga es, según la UEFA, el campeonato nacional que mejor funciona. Es el torneo que más espectadores atrae a los estadios, el segundo, tras la Premier, que más ingresos genera y, sobre todo, el más saneado económicamente. El reparto de los derechos de televisión también es mucho más equitativo en la Bundesliga que en la Liga. La contratación de Pep Guardiola, exentrenador del Barça, retrata la actual bonanza del fútbol alemán y, especialmente, del Bayern de Múnich, el cuarto club europeo con un mayor potencial económico tras el Real Madrid, el Barça y el Manchester United.

La agonía de muchos clubes españoles contrasta con la solvencia de la Bundesliga. Ningún club alemán ha entrado en concurso de acreedores en la historia de la competición (50 años) y los ingresos han crecido un 24% en las últimas cuatro temporadas, acercándose a los 2.000 millones de euros en el curso actual. La ley, además, exige que el 51% de las acciones de los clubes debe ser propiedad de los socios como medida de protección ante tentadoras ofertas de jeques y multimillonarios extranjeros, aunque contempla dos excepciones para permitir que Wolkswagen y Bayer sigan patrocinando al Wolfsburgo y al Leverkusen, respectivamente.

Entradas 20 euros más baratas que en España

En Alemania, la economía europea más poderosa, asistir a un partido de fútbol es mucho más barato que en España. Según un informe de la UEFA, el precio medio de las entradas es inferior a los 30 euros, 20 menos que en la Liga y los estadios se llenan más que en cualquier otro país. La asistencia media en la Bundesliga fue de 44.293 espectadores durante la pasada temporada (la LFP ha cifrado en 24.912 la media de espectadores en los campos españoles en las primeras 19 jornadas de la temporada 2012-13). Los estadios se llenaron en un 90% de su capacidad.

La Bundesliga, que en los últimos años ha superado a la Liga y el Calcio, también ha experimentado un gran crecimiento en ingresos por televisión. Actualmente percibe unos 520 millones de euros por temporada, pero acaba de firmar un nuevo contrato que le reportará 628 millones al año desde el 1 de julio de 2013 hasta el 30 de junio de 2107. Es decir, algo más de 2.500 millones de euros en cuatro años.

Ingresos televisivos más equitativos

En Alemania, los ingresos televisivos se reparten de forma escalonada en función de varias variables. El 50% de las retribuciones se distribuye de forma equitativa, un 25% se asigna en función de la clasificación de cada equipo en las últimas cuatro temporadas y el 25% restante se adjudica por los pinchazos televisivos de cada partido. Las diferencias entre los clubes grandes y los pobres son mucho menores que en España.

El Bayern de Múnich, el club mejor pagado, cobró 28 millones de euros la pasada temporada; el Colonia, el peor, percibió 14 millones. El Borussia Dortmund y el Schalke, los otros dos colosos germanos, ingresaron algo más de 25 millones de euros, sólo un 10% menos que la entidad bávara. En España, en cambio, el Barça y el Madrid facturaron unos 140 millones de euros, cinco veces más que el Bayern, pero el Rayo sólo cobró 14 millones. El Atlético, el tercer equipo de la Liga mejor pagado, ingresó 47 millones.

Campeonato con 18 equipos

Uli Hoeness, presidente del Bayern, denunció hace un año el actual modelo futbolístico español y las deudas de sus clubes con Hacienda y la Seguridad Social: "Los alemanes damos millones para que salgan de la mierda y sus clubes se eximen de pagar". Ahora, Hoeness acaba de contratar al técnico más cotizado de la Liga, Pep Guardiola, seducido por la tradición y la fiabilidad económica de la Bundesliga, torneo en el que participan 18 equipos (por 20 en Inglaterra, España e Italia) y que ha clasificado a sus tres representantes (Bayern, Borussia Dortmund y Schalke) para octavos de final de la Champions como primeros de sus respectivos grupos.

"La Bundesliga, por su solvencia económica y sus repartos equitativos, es el modelo a seguir", recalca José María Gay de Liébana, economista especializado en finanzas deportivas.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad