¿Por qué el Barça vuelve a renovar a Sergio Busquets?

stop

El centrocampista azulgrana, que prolongará hasta 2019 su vínculo con el club, firmó su último contrato en julio de 2013

Sergio Busquets en un partido de la temporada 2014-15 | FCB

26 de febrero de 2015 (23:12 CET)

El FC Barcelona navega a la deriva en cuestión de renovaciones. La entidad que preside Josep María Bartomeu ha cambiado unos criterios que en los últimos años parecían estar definidos para priorizar las negociaciones con unos jugadores sobre otros. El último caso es el de Sergio Busquets, que en un año y medio ha firmado dos prolongaciones de su contrato. La anterior se fraguó en el verano de 2013, en unas condiciones muy similares a las que acepta este viernes.

El motivo por el que el club acelera la renovación de Busquets es el nuevo estatus de capitán que ostenta desde esta temporada, a raíz de la retirada de Carles Puyol y la marcha de Víctor Valdés. El Barça quiere que el cuarto capitán del equipo también figure entre los mejor pagados de la plantilla, según confirman fuentes del club a Diario Gol.

Los capitanes lideran la escala

Los tres jugadores que más cobran del Barça son los otros tres capitanes. Leo Messi, tercer capitán del equipo, es el mejor pagado. Si el club ganase la Champions, Messi le costaría 40 millones de euros al Barça. Andrés Iniesta, segundo capitán, es también el segundo futbolista que más cobra. En un año de éxito le puede costar 18 millones al club con primas incluidas, aunque su sueldo fijo oscila entre los 15 y los 16 millones de euros brutos. Xavi Hernández, primer capitán, es el tercer jugador mejor pagado, con un fijo anual de 13 millones brutos.

Busquets estará en el escalafón salarial inmediatamente inferior al que ocupa Xavi, con un sueldo próximo a los 12 millones brutos. En estas cifras se mueve también el flamante nuevo fichaje estrella del club azulgrana, Luis Suárez. Por debajo están Neymar y Dani Alves, que perciben 11 millones, y en un nivel sensiblemente inferior se sitúan Piqué (10 millones) y Mascherano (nueve millones). Son los nueve jugadores dorados del Barça.

El contrato de Busquets se adelanta a varios jugadores

El contrato en el que estampará la firma Busquets comprende, por tanto, pocas modificaciones con respecto al anterior. Lo más importante es el incremento salarial que registra. A ello hay que añadir que sirve para prolongar su vinculación al club por un año más, de 2018 a 2019. También su claúsula de rescisión se incrementará sensiblemente: de 150 a 175 millones. Además, cederá una parte de sus ingresos comerciales al Barça, igual que hace Messi.

La lista de jugadores con urgencia para ser renovados, no obstante, la encabeza Alves. El lateral brasileño termina contrato a final de temporada y el club planea ponerse en contacto con él tras la eliminatoria contra el Manchester City. Luego está el grupo de jugadores que terminan contrato en 2016: Pedro Rodríguez, Rafa Alcántara y Xavi. Este último encara la fase final de su carrera y todo apunta a que no volverá a renovar.