Muere el hincha del Deportivo herido por miembros radicales del Frente Atlético

stop

El aficionado ha fallecido este mediodía a consecuencia de una grave trifulca en la que también se vieron implicados los Riazor Blues

Diario Gol

Efectivos del SAMUR y agentes de Policía Nacional atienden a un joven que ha resultado herido muy grave en una reyerta entre aficionados de fútbol del Deportivo de La Coruña y el Atlético de Madrid | EFE
Efectivos del SAMUR y agentes de Policía Nacional atienden a un joven que ha resultado herido muy grave en una reyerta entre aficionados de fútbol del Deportivo de La Coruña y el Atlético de Madrid | EFE

30 de noviembre de 2014 (15:14 CET)

16 años después ha vuelto a pasar. Un hincha del Deportivo de La Coruña ha muerto a causa de un traumatismo craneoencefálico este domingo 30 de noviembre en Madrid a consecuencia de una salvaje trifulca en la que se vieron implicados varios aficionados radicales del Frente Atlético (Atlético de Madrid) y de Riazor Blues (Deportivo), dos de las aficiones de equipos de fútbol más peligrosas de España.

El nombre del fallecido es Francisco Javier Romero Taboada, más conocido como 'Jimmy', tenía 43 años y era miembro de la facción Los Suaves de Rizaor Blues, con fama de ser de las más violentas. 

Romero, herido, se debatió entre la vida y la muerte durante toda la mañana, pero los efectivos de la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Clínico San Carlos de Madrid no pudieron salvarlo. Llegó al centro en estado crítico, "clínicamente muerto", según anticipaban algunas fuentes médicas que intervinieron en su asistencia.

Lo encontraron en el río con una hipotermia

El hincha había sufrido un paro cardíaco y, debido a que estuvo varias horas hundido en el Manzanares, también presentaba síntomas inequívocos de hipotermia. Fue rescatado del río por la unidad de buceo de los bomberos de Madrid y, rápidamente, trasladado al hospital. Pero su grave estado imposibilitó a los médicos mantenerlo con vida.

La pelea se produjo sobre las 9:00 horas, tres horas antes del partido que se jugó en el Vicente Calderón entre el Atlético y el Deportivo (2-0). Según apuntan algunos medios, las dos aficiones radicales habían quedado expresamente para pelearse a través de las redes sociales. Hay varios vídeos que recogen el malestar de los vecinos ante el lanzamiento de sillas, papeleras y otros objetos entre varios miembros de las dos hinchadas. 

La LFP intentó suspender el partido, pero no pudo

Las reacciones no se han hecho esperar. Después de conocerse los hechos, el presidente del Atlético de Madrid, Enrique Cerezo, manifestó su repulsa a la violencia en el fútbol, cosa que también expresó el club en un comunicado oficial. No dijo que vaya a tomar medidas contra los radicales. Miguel Ángel Gil Marín, máximo accionista del Atlético, asegura que no facilita "ni dinero, ni entradas, ni nada" al Frente Atlético, pero no ofrece soluciones: "Yo no soy quien para disolver el Frente. Entre esos cuatro mil siempre te encuentras algún hijo de puta". 

La Liga de Fútbol Profesional también emitió un comunicado en el que anuncia su "repulsa ante los incidentes acaecidos" e informa que intentó suspender el partido: "La LFP ha sido firme en su intención de suspender la disputa del encuentro sin que haya sido posible. Desde la institución se trabaja junto a Aficiones Unidas, el Cuerpo Nacional de Policía y todos los clubes y SAD para erradicar la violencia, el racismo, la xenofobia y la intolerancia en el fútbol profesional". Al parecer, no se suspendió por la falta de entendimiento con la Real Federación Española de Fútbol. 

Aitor Zabaleta

Hace 16 años, la misma afición protagonizó un altercado similar. Un miembro violento del Frente Atlético asesinó al hincha de la Real Sociedad Aitor Zabaleta, tras asestarle varias puñaladas. Se esperan más reacciones contundentes del mundo del deporte contra la violencia y la toma de medidas orientadas a exterminar este tipo de actitudes.